Rigoberto Urán: "Somos más y en gran nivel"

El colombiano celebra que sean 15 los nacionales presentes en el recorrido de 3.405 kilómetros.

El antioqueño Rigoberto Urán será uno de los 15 colombianos que competirán desde hoy en el Giro de Italia. / AFP
El antioqueño Rigoberto Urán será uno de los 15 colombianos que competirán desde hoy en el Giro de Italia. / AFP

Después de 21 años, el país competirá en el Giro de Italia, que arranca hoy en Nápoles, con un equipo netamente nacional, de nueve pedalistas, el Team Colombia Coldeportes. Su última presencia había sido en 1992, con la escuadra Postobón del histórico Lucho Herrera.

Otros seis representantes criollos en equipo europeos también estarán presentes en una de las prueba más importante del ciclismo mundial después del Tour de Francia y la Vuelta a España. Uno de ellos es Rigoberto Urán, ganador de la medalla de plata de los Juegos Olímpicos de Londres 2012, quien afrontará la carrera con una mentalidad diferente a la del año pasado, cuando terminó séptimo y fue el mejor joven de la prueba. El antioqueño, de 26 años, asume su rol de gregario sin dudarlo con el objetivo de apoyar y ayudar a su líder hasta lo más alto del podio en Brescia.

De la mano de Giuseppe Acquadro, Urán llegó a Europa al Tenax en 2006. En la temporada siguiente pasó al Unibet y con sólo 20 años ganó una etapa del Tour de Suiza. Eusebio Unzué lo reclutó en 2008 para el Caisse d’Epargne y con los navarros siguió su progresión, después de sorprender de nuevo con sólo 21 años y ser segundo en la Volta a Catalunya y tercero en el Giro de Lombardía. Después de tres temporadas llegó al Sky.

¿Cuál fue su rutina después de su última competición en Lieja?

Recuperarme y descansar, sobre todo para estar listo para el Giro. El entrenamiento estaba ya hecho hasta Lieja. No se puede mejorar mucho, más bien dañar la preparación. Estuve en Mónaco, mi nueva residencia. Y allí entrené muy a gusto porque es una buena zona, con puertos, y el tiempo es mejor que en Italia, con más calor. He estado solo porque Christopher Froome y Richie Porte estaban en Romandía. Me voy a establecer en Mónaco y dejaré definitivamente Pamplona, aunque ya iba poco, entre estar en Colombia, las concentraciones del equipo y que pasaba más tiempo en Italia.

¿Qué balance hace de su temporada hasta el Giro, que arranca hoy?

Regular, para el equipo bien porque hice mi trabajo en Tirreno o en Catalunya, pero quizá esperaba un poco más en Lieja. Pese a todo, llego bien al Giro.

Un Giro diferente al de 2012 por la presencia de Bradley Wiggins…

El objetivo y la mentalidad son diferentes al año pasado; Wiggins es el líder y no tengo la presión. Estoy muy enfocado a trabajar en las etapas de montaña. La preparación ha sido buena y el equipo llega bien. Sergio Luis Henao, Kosta Siutsou y yo somos los que debemos acompañar y trabajar para Wiggins en la montaña, especialmente en la última semana, que es muy dura.

Pero si se presenta una oportunidad personal…

No se desperdiciará, aunque será complicado porque como he dicho, este año mi mentalidad es diferente y serán tres semanas de mucho trabajo. Además, el Giro es el Giro, es una carrera de locos y hay que estar siempre atentos.

Otros 14 colombianos disputarán el Giro de Italia. ¿Qué supone?

Estoy muy contento. Recuerdo mis primeros años cuando corría prácticamente solo en Europa. Ahora, sin embargo, somos más y en gran nivel, en las mejores carreras; hay mucho ciclismo y vienen años muy buenos para los pedalistas colombianos. Y casi todos somos de entre 23 y 27 años. Y en Colombia hay buenos jóvenes que se ven reflejados en los que han venido a Europa y triunfan ahora. Ha cambiado la mentalidad, ahora son más abiertos, cuando antes tenían un poco de miedo por venir a Europa. Sólo falta que una empresa en Colombia apueste fuerte por el ciclismo, aparte de Coldeportes. Por qué no un equipo WorldTour en el futuro, pero con sentido. No todos deberían ser colombianos, porque el proyecto no funcionaría, sino con una buena base colombiana y ciclistas de otras nacionalidades.

Ese buen momento se traduce en que puedan correr con nueve ciclistas el Campeonato del Mundo...

Es un objetivo bastante importante. Tenemos muchos puntos y pienso que podremos estar con nueve corredores. Es un Mundial diferente y podemos hacer algo muy grande.

Lleva desde 2006 en Europa, dicen que es más europeo que colombiano o casi, ¿acertó con su paso a Europa?

Por supuesto. Se me presentó la ocasión y tome la decisión correcta porque quería correr en Europa. No me arrepiento. Tuve la oportunidad muy joven y no la desaproveché. Y ahora es una gran ventaja. Después de casi ocho años aquí, te cambia la mentalidad en todo.

Luego, ¿cuál será su calendario?

Primero, será descansar y preparar la segunda parte de la temporada, que pasará en principio por Vuelta, Mundial y Lombardía. No sé si alguno, Wiggins o Froome, estará. Ya veremos qué es lo que decide el equipo y si nos da vía libre. Aún no se ha hablado nada al respecto.