Rigoberto Urán: "Voy por una carrera importante"

El ciclista antioqueño, que arranca hoy su participación en la prueba Tirreno-Adriático, se plantea sus objetivos en la temporada 2013.

El ciclista colombiano Rigoberto Urán, del Team Sky. / EFE
El ciclista colombiano Rigoberto Urán, del Team Sky. / EFE

El ciclista antioqueño Rigoberto Urán, medallista de plata de los Olímpicos de Londres, formará desde hoy parte del pelotón de la prueba Tirreno-Adriático, primera del World Tour que afronta el colombiano del Team Sky esta temporada, después de debutar en el Challenge de Mallorca y la Vuelta al Algarve.

Urán asume la temporada 2013 en su papel de gregario de lujo, rol que repetirá en el próximo Giro de Italia, pero tampoco desaprovecha sus oportunidades. Las clásicas de las Ardenas, el Campeonato del Mundo y Lombardía están en su punto de mira.

¿Qué tal comenzó su temporada?

Este 2013 he empezado a competir mucho antes que otros años en que solía comenzar en marzo o a finales de febrero. El equipo decidió cambiar mi calendario y empecé en Mallorca. A mí particularmente me gusta iniciar más tarde, pero de momento estoy bastante contento con mis sensaciones en Mallorca y Portugal.

¿Cómo ha llevado su preparación la semana previa a la Tirreno-Adriático?

La pasada semana estuve con fiebre varios días. El problema fue que tanto en España como en Italia el tiempo fue muy malo y a mí el frío me afecta. Esos días preferí estar tranquilo en casa a pecar por el afán de querer entrenar, pero ya estoy recuperado. Llevaba una buena línea hasta ahora y la enfermedad supone más dudas de cara a Tirreno. Pero me siento preparado y motivado, con un equipo muy fuerte.

¿Cuál es su reto personal en 2013?

Ganar una carrera importante, pero no te voy a decir cuál, si Lieja o Lombardía, por ejemplo. Soy un corredor que prefiere ir día a día. Son muchos años en los que estoy cerca de un gran triunfo. En ese sentido, pienso que mi crecimiento ha sido bueno, quizá un proceso lento, pero siempre mejorando, que es lo importante.

¿Con qué objetivo afrontará Tirreno-Adriático?

La motivación es ayudar a Froome, tanto para mí como para Sergio Henao. La Tirreno-Adriático es una carrera llena de sorpresas. Correr en Italia es complicado, diferente, hay llegadas que pueden ser trampas, calles estrechas, te puedes encontrar un repecho al 20%... Hay que estar atentos y con los ojos abiertos. Y luego está el tiempo. El equipo se prepara bien, cada corredor sabe lo que tiene que hacer. Wiggins, por ejemplo, ha empezado más tarde, pero el nivel general de la plantilla es alto.

¿Qué sigue después de esta carrera?

Volta a Catalunya con Bradley Wiggins. Tengo la duda del País Vasco, las clásicas de las Ardenas, Amstel, Flecha y Lieja, y el Giro de Italia.

¿Espera ser protagonista en las Ardenas?

Voy con ilusión a todas las carreras. Sobre todo me vienen bien Flecha y Lieja (fue quinto en 2011), porque son carreras de resistencia, de fondo, de aguantar, y pienso que puedo estar adelante. Son pruebas de gran nivel y nosotros llevaremos un bloque muy fuerte con la idea de buscar el podio. ¿Conmigo? Yo siempre lo intento, aunque es complicado.

Y de nuevo estará en la Volta, el año pasado rompió una racha de casi cinco años sin triunfos.

Sí, son bastantes años que la disputo. Es una carrera que se me da bien y me gusta por el recorrido. Siempre llego en una buena condición.

Y en el Giro el objetivo será ganar con Wiggins.

Todo el equipo estará enfocado en él. Ya lo conseguimos en el Tour. El Sky es un equipo fiel y todos sabemos cuál es nuestro papel, siempre pensado en lo que tenemos que defender. Hay gregarios importantes que son apreciados por el resto de equipos. Yo lo tengo muy asumido. Llevas mucho tiempo en este circo y ya sabes cuál es tu papel.

Han pasado varios meses de su medalla de plata en los Juegos Olímpicos de Londres. ¿Qué repercusión tuvo en su país?

La verdad es que fue importante; no sólo mi plata sino las ocho medallas que consiguió Colombia, la mejor marca de siempre. Ha sido fundamental para que el deporte reciba más ayudas ahora. A mí, personalmente, no me ha cambiado nada, sigo trabajando y preparándome igual.

Temas relacionados