Con las siete vidas de 'El Gato'

Su carrera como ciclista profesional no comenzó temprano,(26 años) como lo hacen la mayoría de los que triunfan en la actualidad.

Félix Cárdenas, del GW Shimano, perdió este lunes la camiseta de líder del Clásico RCN, que luce en la foto.
Félix Cárdenas, del GW Shimano, perdió este lunes la camiseta de líder del Clásico RCN, que luce en la foto.

En sus inicios en el deporte no era catalogado como una esperanza del ciclismo nacional como sí lo han sido Nairo Quintana, Esteban Chávez, Sergio Luis Henao o Rigoberto Urán. Félix Cárdenas es uno de los muchos deportistas nacionales que llegaron tarde a la fiesta. Sin embargo, este santandereano ha sacado sus garras y a poco más de un mes de cumplir 39 años, demuestra que tiene las siete vidas del gato y sigue siendo competitivo. Este año ganó la Vuelta a Colombia y ahora va por el Clásico RCN-Claro, el cual es liderado por el español Óscar Sevilla, que ayer se impuso en la tercera etapa, entre Caucasia y Santa Rosa de Osos.

Nacido el 24 de noviembre de 1973 en la población de Encino, Santander, pero criado en Duitama, Boyacá, Félix Cárdenas se ha destacado como uno de los muchos buenos pedalistas que ha dado Colombia.

Cárdenas se convirtió en profesional en 2000, cuando firmó contrato con el equipo Kelme Costa Blanca. En el año de su debut en el ciclismo europeo logró ganar la novena etapa en la Vuelta a España, que cumplió el recorrido entre Sabadell y La Molina, prueba que culminó en ascenso, donde Félix siempre ha sido especialista.

Sería coherente decir que su apodo de El Gato es precisamente por destacarse a la hora de escalar en las empinadas rutas; sin embargo, no es así. Lo es por ser homónimo del famoso personaje animado de los años treinta, el gato Félix.

Cárdenas firmó su reconocimiento ciclístico el 20 de julio de 2001, a sus 29 años, celebrando el día de la independencia de Colombia, cuando logró meter su nombre en la lista de pedalistas nacionales que logran ganar una etapa en el Tour de Francia. Se alzó con el triunfo en el decimosegundo día de carrera, en la ruta entre Perpiñán y Domaines.

Esto fue sólo un aviso, porque el nombre suyo quedaría estampado en la historia del deporte de las bielas en Colombia, al lograr coronarse campeón de la montaña en la Vuelta a España en los años 2003 y 2004.

Además del equipo Kelme, El Gato pasó por Cage Maglierie-Olmo, Cafés Baque y Barloworld, equipo en el que terminó su carrera ciclística en las calles europeas.

A sus 37 años, ya pensando más en el retiro que en el futuro, decidió regresar a Colombia y aceptó quemar sus últimos cartuchos con el GW Shimano, alianza que no imaginó que significaría un nuevo aire en su carrera.

En 2010 ganó su primer título en el país, al llevarse el Clásico RCN. Para 2011 ganó su primera Vuelta a Colombia, y con emoción declaró en la premiación: “Ya me puedo retirar tranquilo”. Pudo haber sido ese un final feliz, pero como gato que se respete, tiene vidas de sobra y este año, con 38 calendarios, revalidó ese título y ahora espera cerrar una temporada especial, ganando el título con el que comenzó su gloria en las carreteras nacionales, el Clásico RCN. Hoy se correrá la cuarta etapa, entre Itagüí y Pereira, y El Gato buscará recortarle terreno al español Sevilla.

Temas relacionados

 

últimas noticias