Publicidad
24 Jul 2022 - 3:46 p. m.

Van Aert, el corredor total que brilló en el Tour: “Me motiva lo imposible”

El belga, gregario del campeón Jonas Vingegaard y ganador de tres etapas, fue la gran estrella de la ronda gala.

Redacción Deportes con información de agencias

Wout van Aert ganó la camiseta verde de los puntos en el Tour de Francia.
Wout van Aert ganó la camiseta verde de los puntos en el Tour de Francia.
Foto: EFE - GUILLAUME HORCAJUELO

Ganador de tres etapas —incluida la contrarreloj del sábado—, varios días maillot amarillo, apoyo sin fisuras a su jefe de filas, que fue campeón del Tour, Jonas Vingegaard, y maillot verde de la regularidad, el belga Wout Van Aert es por méritos propios uno de los grandes triunfadores de la Grande Boucle 2022.

A todo ello sumó el sábado el premio de la combatividad de esta edición del Tour de Francia.

Supercombativo, supervelocista, superescalador... El todoterreno del Jumbo ha realizado un festival de ciclismo de tal magnitud que no ha sido necesario que finalice el Tour para ver relanzado el debate sobre el potencial del belga para pelear por la general y tratar de convertirse en el primer corredor de su país en vestirse de amarillo en París desde Lucien van Impe en 1976.

Mire: Verstappen ganó en Francia y es cómodo líder de la Fórmula 1

Aunque para ello, el flamenco de 27 años, llamado a ser un corredor de clásicas al principio, deberá quizá cambiar de prioridades un día, y quizá de equipo.

Mientras tanto, demostró a lo largo de las 20 etapas disputadas hasta este sábado en el Tour que es el corredor más completo del mundo, capaz de pelear con los mejores en el esprint, en la montaña y en la contrarreloj.

Su figura ha sido omnipresente en las tres últimas semanas, y son muy pocos los días en los que no se le viese en el podio de final de etapa para recoger uno u otro premio o vestirse alguno de los maillots en juego.

Ver al maillot verde de la regularidad, habitualmente reservado a los esprínteres, liderando etapas por la alta montaña fue una de las imágenes de este Tour. En Hautacam realizó una excelsa demostración de talento, obligando incluso a ceder al esloveno Tadej Pogacar y sirviendo la victoria final en bandeja a su líder.

También: Video: La rabia de Leclerc tras el accidente que lo hizo retirar del GP de Francia

Además de lucir el maillot amarillo cuatro días, finalizó segundo en el prólogo ganó la contrarreloj de 40,7 kilómetros en Rocamadour, y es también quinto en la clasificación de escaladores.

Más allá de Eddy Merckx, que mostró una superioridad aplastante en 1969, tres años antes de la creación del maillot a lunares, nadie ha dominado las clasificaciones de puntos y de la montaña el mismo año en el Tour.

‘Hace el ciclismo más hermoso’

“Podemos aplaudirle porque hace el ciclismo más hermoso”, comentaba el francés Romain Bardet luego de la sexta etapa en Longwy, donde Van Aert ofreció un recital, con el maillot amarillo a la espalda.

‘WVA’, también triple campeón del mundo de ciclocrós, ya había demostrado el año pasado su potencial en el Tour con su victoria en el Mont Ventoux y llevándose una contrarreloj, antes de ganar la etapa de los Campos Elíseos al esprint.

Sin embargo, una de sus mayores exhibiciones la realizó el jueves pasado, día de la fiesta nacional en Bélgica, siendo protagonista desde el kilómetro cero, abriendo vereda en el Aubisque, pasando el inédito Col de Spandelles al frente antes de demarrar en la subida final hacia Hautacam junto a Daniel Martínez y Thibaut Pinot, que terminaron por claudicar.

La pesadilla de Pogacar

Aún quedaban cosas por ver del prodigio belga. Cuando Jonas Vingegaard y Tadej Pogacar regresaron a su altura, se puso al frente del trío. Y apretó hasta que el esloveno tuvo que ceder, lo que abrió a Vingegaard las puertas a la victoria final.

“Nuestro plan era buscar la etapa con Jonas. Yo dije al equipo antes de la salida: es posible hacer algo todos juntos porque somos seis chicos muy fuertes”, comentó el que, de facto, es el comandante en jefe del Jumbo.

“Sé que puedo ser muy fuerte en montaña cuando me centro de verdad en ello”, afirmó ‘WVA’.

“Yo creo en mí mismo. Muchos corredores minimizan sus capacidades, que si tienen mucho peso, que si les pasa esto o lo otro....yo trato de hacer las cosas imposibles, eso me motiva. Tengo ganas de buscar el éxito. A este Tour llegué en la mejor forma de mi vida”, concluyó

Le faltó añadir que también puede serlo en los finales masivos, en los finales que pican hacia arriba, y en la lucha contra el crono...

🚴🏻⚽🏀 ¿Lo último en deportes?: Todo lo que debe saber del deporte mundial está en El Espectador

Síguenos en Google Noticias

 

Este portal es propiedad de Comunican S.A. y utiliza cookies. Si continúas navegando, consideramos que aceptas su uso, de acuerdo con esta política.