Primera polémica en la Vuelta a Colombia