Chile, tras un triunfo para superar la crisis

Con Arturo Vidal como titular, Chile espera vencer a Bolivia y ganar el grupo A.

Arturo Vidal ha sido el foco de atención de la prensa chilena durante esta semana, primero por sus goles y luego por sus actos de indisciplina. AFP

Horas difíciles se han vivido en la concentración de la selección chilena de fútbol. Al sinsabor que dejó el empate 3-3 con México, en la segunda jornada del grupo A de la Copa América, se sumó el escándalo por el arresto del volante Arturo Vidal, quien estrelló su auto por conducir en estado de alicoramiento el martes en la noche y fue detenido por las autoridades locales.

El goleador del torneo, con tres tantos, fue dejado en libertad y se unió nuevamente a su selección, por lo que podrá jugar hoy ante Bolivia, desde las 6:30 p.m. (con transmisión por el Gol Caracol), en el duelo que define el ganador del grupo A.

Más allá del resultado y la posible clasificación del equipo anfitrión, que suma cuatro puntos, los mismos que su rival de turno, el duelo servirá para evaluar si la hinchada ha perdonado o no a Vidal, por ahora el mejor jugador del torneo, cuyo acto de indisciplina suscitó todo tipo de reacciones y ha sido el tema central de debate en todos los medios de comunicación en los últimos días.

La figura del mediocampista de la Juventus italiana llorando ante millones de televidentes chilenos y pidiendo perdón tras la reclusión nocturna por conducir y chocar ebrio en su lujoso carro deportivo conmovió de alguna manera los corazones rabiosos de los chilenos, quienes soportaron una vez más la indisciplina dentro del equipo de todos. “Es la figura de la selección, pero lo que hizo nos desilusionó”, dijo a la AFP Helena Castro, una hincha chilena.

“Cometió un error, pero hay que apoyarlo y también a la selección”, sostuvo, por su parte, Marcelo Inostroza, otro fanático local, en una muestra de las dispares posturas de amor y odio que ha provocado el escándalo Vidal.

En el equipo nacional, dos de los líderes, Alexis Sánchez y Gary Medel, respaldaron a su compañero por Twitter, pero el portero y capitán, Claudio Bravo, aún no se ha manifestado, aunque tras el hecho subió una foto en su cuenta en la que se muestra jugando junto a sus hijos.

La reacción del público en el estadio Nacional cuando se nombre a Vidal por los altoparlantes al dar a conocer el equipo titular de Chile, previsiblemente el mismo que actuó ante México, será un termómetro para medir si la hinchada lo perdonó o no, aunque está claro que una buena actuación del equipo ayudaría a calmar las aguas y superar la crisis.

Bolivia, por su parte, espera mantener el nivel de sus dos primeros juegos, en los que empató con el combinado manito y derrotó 3-2 a Ecuador, en su primer triunfo en la Copa luego de 17 años.

“Chile es el que tiene la responsabilidad de ganar, pero lógicamente nosotros queremos seguir cosechando éxitos. Vamos a tratar de asegurar un cupo en cuartos de final”, aseguró el delantero Marcelo Moreno Martins.