Chicas superpoderosas de fútbol conquistan invictas el oro

La selección colombiana derrotó 3-1 a Ecuador y obtuvo la presea dorada en los Juegos Bolivarianos, que se disputan en Santa Marta hasta el 25 de noviembre.

Colombia se bañó de oro en el torneo de fútbol femenino al derrotar 3-1 a la selección de Ecuador, después de vivir un angustioso primer tiempo en el que al término de los 45 primeros minutos perdía un gol a cero.

El aliento, la motivación, la música, la gritería y el empuje de más de cinco mil cienagueros fueron definitivos para que el equipo volviera a su línea de buen juego. Toques precisos y pases profundos, los mismos que sirvieron para que la selección nacional le encajara 5 goles a Bolivia, 8 a este mismo Ecuador y 3 a Perú.

En la parte complementaria el equipo tomó la manija del partido. A los diez minutos, un avance certero provocó que la de siempre, Valentina Restrepo, empatara el compromiso en una rápida jugada en conjunto. El estadio se fundió en un solo grito de gol. La celebración se extendió varios minutos, pues el equipo de Colombia no dio respiro al combinado ecuatoriano y en pocos minutos consiguió el segundo tanto para irse arriba en el marcador.

La jugada llegó al estilo del bombardero, Iván Rene Valenciano, pues Valentina al recibir el balón, lo detuvo y se volteó para pegar un violento zapatazo que rompió el arco. ¡Gol, gol!  gritó con el alma el público que desde la tribuna alentó sin parar a Colombia.

Los minutos avanzaron y Colombia no bajó la guardia. Al minuto 40, Mailen Pérez, selló el resultado 3-1. Lo demás quedará para la historia del fútbol femenino nacional. De nuevo el anfitrión se llenaba de oro en esta edición de los Juegos Bolivarianos.

Lágrimas, gritos, fiesta, todo un cúmulo de emociones se hicieron presentes. Las chicas se abrazaron en medio de la emoción del público cienaguero, que cumplió de nuevo con la compañía a las deportistas nacionales.

Valentina Restrepo, goleadora del torneo con 7 anotaciones y nombrada la mejor jugadora del campeonato, le agradeció a su familia tras conseguir la medalla de oro. “¡Ganamos!”, gritó la joven futbolista, “gracias a mi equipo lo logramos, gracias a ellas pude hacer todos esos goles, gracias a Ciénaga por todo su apoyo, al alcalde de esta pequeña y hermosa ciudad que nunca nos dejó solas. No hay duda de que este es el triunfo más emocionante de mi vida”, afirmó la jugadora.

Tras este resultado Ciénaga continúa su fiesta en los Juegos Bolivarianos con el torneo de voleibol de piso masculino en el Coliseo Municipal.