#Los80DelLeón

Los entrenadores que materializaron la Santa Fe

Noticias destacadas de Fútbol Colombiano

Seis estrategas extranjeros y cuatro colombianos son los responsables de los 16 trofeos que tiene el club cardenal en sus vitrinas desde 1948.

Guillermo La Chiva Cortés (Bogotá, 1927) contaba alguna vez que el aliciente para los hinchas de Santa Fe —en otras épocas, claro— era que si no se podía ganar hoy, se podría ganar mañana o siempre. El periodista y expresidente del club vivió el hoy, pero no le alcanzó la vida para estar presente en el siempre, entendiéndolo como el título de la Copa Suramericana, el más importante del conjunto cardenal (2015). Para su fortuna, antes de fallecer, tuvo el regocijo de ver de nuevo a su equipo campeón luego de 36 años, seis meses y 25 días (2012-I) y de derrotar a Millonarios en la Superliga de 2013 (dos meses y 28 días antes de su muerte).

Pero lo que sí vio La Chiva Cortés fue al Santa Fe de 1948, el primer campeón de Colombia, el equipo de Julio Chonto Gaviria, Óscar El Loco Bernau, Hernando El Tigre Moyano, Hermenegildo Germán Antón y Jesús María Lires, entre otros, comandados por el peruano Carlos Carrillo Nalda, el DT que dio el primer paso para los entrenadores extranjeros, los más ganadores con Santa Fe. De hecho, diez de los 16 títulos que tiene el conjunto rojo han sido obtenidos por estrategas de otros países.

Entonces podemos hablar de Julio Tocker, conocido como El Filósofo, un argentino de buenas maneras, trato calmado con los jugadores y una capacidad de estratega superior a la de los demás. Con él, Santa Fe fue campeón en 1958 y 1960 y gracias a futbolistas como Alberto Perazzo, Osvaldo Panzutto y Rodolfo Belialle, por nombrar algunos, pero también por los canteranos como Gilberto Gallito Hernández y Carlos Rodríguez, entre otros.

Le puede interesar: Santa Fe, el primer campeón colombiano de la Suramericana

Dicen que Tocker era de la mentalidad de preferir una tristeza auténtica y no una alegría artificial, y que con esa forma de pensar y promulgar trabajó con un equipo que le ganó la estrella a su rival de siempre (Millonarios) en 1958 y a América en 1960 en un certamen conocido como el de la gran remontada.

Siguiendo por el sendero de entrenadores extranjeros hay que hacer una parada en 1971 y el quinto título de Santa Fe bajo la dirección de Vladimir Popovic, un exjugador yugoslavo que llegó a Colombia gracias a las buenas referencias de Dragoslav Sekuralac, a quien dirigió en un campeonato en el que el cuadro cardenal fue el mejor del cuadrangular final, por delante de Atlético Nacional.

En 1975, el chileno Francisco Pancho Ormazábal estuvo al mando del equipo más recordado, no por su forma de jugar o porque fuera el mejor, sino por que fue muy aguerrido y, de paso, el último en levantar un trofeo antes de que se pusiera fin a una condenación que tomó más de tres décadas, casi cuatro (36 años largos).

Lea aquí: Los cracks en la historia de Santa Fe

La distancia y el tiempo se hicieron eternos, pero hubo un punto que marcó la historia, que llevó a que Santa Fe fuera conocido en el plano internacional y que dejara de ser el modesto equipo, de hinchada sufrida y agotada, para pasar a hacer parte de la lista de campeones continentales. Y eso se lo debe, en gran parte, a Gerardo Pelusso, el entrenador uruguayo que ganó la Suramericana en 2015 con Róbinson Zapata en el arco, Yerry Mina en la defensa, Juan Daniel Roa en el medio campo junto a Luis Manuel Seijas y Ómar Pérez y Wilson Morelo adelante.

Ya para lo último de este recuento, que no es cronológico, aparece el DT extranjero más ganador del conjunto cardenal: Gustavo Costas. El entrenador argentino fue campeón de la liga colombiana dos veces (2014-II y 2016-II), sin dejar de lado que comandó la delegación que viajó hasta Japón para regresar con el trofeo de la Suruga Bank (2016) y, no menos importante, las Superligas de 2015 y 2017 frente a Nacional y Medellín.

El aporte nacional

Hay unos que dicen que el título más importante fue el de 2012-I por todo el tiempo que pasó para volver a ser campeón. Otros se quedan con el de la Suramericana y la connotación de ser un torneo internacional. Eso sí, ambos grupos de hinchas disfrutaron el primero y quizá lo lloraron más que el segundo. Y ahí, a la cabeza estuvo un DT bogotano: Wilson Gutiérrez. Con él Santa Fe derrotó a Deportivo Pasto en la final y alcanzó su séptima estrella un 15 de julio luego de la falta sobre Edwin Cardona, el centro de Ómar Pérez y el cabezazo de Jonathan Copete para el único gol.

Antes hubo otros estrategas colombianos que ganaron títulos, puede que no tan importantes, pero sí representativos. Está Gabriel Ochoa Uribe y el campeonato de 1966 (cuarta estrella) con Alfonso Cañón y Pedro El Pollo Díaz comandando el ataque y Osvaldo Ayala en el arco. Más adelante, vendría Diego Umaña y la corona en la Copa Colombia de 1989, tras superar a Unión Magdalena (2-1 marcador global) y Germán Basílico González con el trofeo del mismo certamen, pero en 2009, en lo que fue la antesala de lo que pasaría tres años después (con el mismo rival en la final: Pasto).

Le puede interesar: Santa Fe, el primer campeón para la eternidad

En total cuatro entrenadores colombianos y seis extranjeros están detrás de los 16 trofeos que tiene Santa Fe en sus vitrinas, de una existencia sufrida que ha valido la pena para el hincha, pero que no solo enfatiza en el prestigio reciente, sino en el don de la paciencia de quienes cultivaron y mantuvieron vivo el pasado para que los aficionados más jóvenes entendieran una pasión que hasta 2012 era casi inexplicable y nada coherente con lo que sucedía en el terreno de juego y para que perdurara una sonrisa, que en los últimos diez años se transformó en una carcajada para quienes nunca pudieron explicar tanto gusto por un equipo de fútbol, y el sentimiento que fue más allá de una camiseta.

Además de tener nueve ligas, Santa Fe tiene otros títulos muy importantes en sus vitrinas. Repasamos siete de ellos.

Por: Camilo Amaya

En twitter: @CamiloGAmaya

Comparte en redes: