El primer “round” entre Leandro Castellanos y Diego Novoa

Noticias destacadas de Fútbol Colombiano

Hoy se jugará el partido de ida de las semifinales de la Liga BetPlay entre Equidad y Santa Fe (8:00 p.m.). Los guardametas de ambos conjuntos mantienen una efectividad en atajadas por encima del 70 %.

En una esquina, Diego Novoa; en la otra, Leandro Castellanos. El primero tiene 31 años y lleva 222 partidos a lo largo de estos once años con Equidad. Según Stats Perform, en esta temporada lleva 18 compromisos, 15 goles en contra, 51 atajadas y 77,3 % de efectividad. Del otro lado, el guardameta cardenal de 36 años lleva 152 juegos desde 2015 con el cuadro albirrojo. En este 2020 también registra 18 partidos, 16 anotaciones en contra, 47 atajadas y una efectividad del 74,6 %.

Números muy parejos para dos arqueros que hacen parte de un esquema sólido, que si tienen poco trabajo en un partido es por el buen trabajo que realizan los defensas de sus respectivos equipos, y que saben responder y mantener el arco en cero si el rival los exige, pues, por ejemplo, ambos han logrado mantener su valla invicta en seis oportunidades en el presente campeonato.

Los dos han sabido ser líderes dentro de la cancha. Son figuras silenciosas que dirigen y orientan a sus compañeros. Y no es solo su virtud de ser referentes y mentores, es también su sentido de pertenencia. Novoa ha jugado toda su vida para Equidad. Lleva once temporadas en una institución que reconoce como su casa y a la que espera darle un título que avale tantos días de entrega y sueños.

Castellanos completa cinco años y tiene el mismo número de trofeos en Santa Fe. Luego de su paso por Cúcuta, América, Cali y Medellín, el guardameta nacido en Toledo, Norte de Santander, llegó al cuadro cardenal para adueñarse del arco, ser uno de los nuevos ídolos y hacer parte de una época dorada en la institución. Como capitán ha demostrado su correspondencia con esta parte de la historia. Aunque las lesiones lo han alejado en más de una ocasión, es su fortaleza mental la que le permite volver y reafirmar que su titularidad en el onceno albirrojo no es solo por su trabajo, sino también por el equilibrio y la seguridad que le brinda al equipo.

Aunque el duelo entre Diego Novoa y Leandro Castellanos es muy parejo y diciente de lo que será esta llave de las semifinales en la Liga BetPlay, las cifras y el presente favorecen a Santa Fe. Los leones clasificaron como líderes del campeonato con cuarenta unidades, mientras que los aseguradores pelearon hasta la última fecha su entrada a los ocho con 32 puntos. Y así como el contexto demuestra un nivel en alza de Santa Fe, el historial también lo motiva para mantener la tendencia en los enfrentamientos.

En 33 juegos, Santa Fe ha ganado 16: ocho en El Campín y ocho en Techo; han empatado en ocho ocasiones y ha perdido en nueve: seis de local y tres de visitante.

Son partidos de pocos goles y mucha táctica. En ese mismo historial Santa Fe ha anotado 44 goles y Equidad 25. La mayor goleada de los leones fue en el torneo clausura de 2015 por 4-0, mientras que la Equidad no ha podido sacar una diferencia de más de tres goles enfrentando a los rojos de la capital.

Con el pasar de los años ambas escuadras han ido definiendo su identidad. Son equipos compactos, de espacios cerrados que no dan oportunidad para que los rivales vulneren sus porterías. Aunque tienen jugadores desequilibrantes como Fabián Sambueza (Santa Fe) o Stalin Motta (Equidad) en el ataque, sus virtudes se hallan en la solidez defensiva. Sus movimientos, casi que simulando una partida de ajedrez, exigen precisión y cálculo, pues esa característica del juego colectivo se refleja en las pocas ocasiones en que les han anotado y en los marcadores que no superan la mínima diferencia.

Castellanos y la zaga cardenal tendrán que cuidarse de uno de los goleadores del campeonato. Matías Mier, quien le dio la clasificación a Equidad a las semifinales por su gol contra Deportivo Cali en Palmaseca, acumula diez anotaciones y es el que más cerca está de Miguel Ángel Borja (Júnior) y Jáder Obrian (Águilas Doradas), que cuentan con trece tantos y lideran la tabla de artilleros.

En Equidad son conscientes de que sus preocupaciones no se centran en un solo jugador. A diferencia de los aseguradores, que tienen su fórmula goleadora en el delantero uruguayo, los dirigidos por Hárold Rivera han distribuido las anotaciones en varios atacantes: Fabián Sambueza (cinco), Diego Valdés (cinco) y Jorge Luis Ramos (seis) son los jugadores con mayor cantidad de goles, sumando también el buen desempeño de John Velásquez —que viene de anotar un doblete y de ser el artífice de la clasificación a semifinales con dos goles ante Pasto—, quien afirmó hace pocos días que Santa Fe viene haciendo “un trabajo unánime de mucha fe y convicción por llegar a la final y ser campeones. Lo creemos y lo soñamos”.

Comparte en redes: