Nueve de 20 estrategas serán foráneos

Los técnicos colombianos pierden terreno en la Liga Águila

El 45 % de los entrenadores en la primera división serán extranjeros en este semestre. Sólo dos de los ocho clubes grandes serán dirigidos por estrategas locales.

Luis Suárez, DT de La Equidad, uno de los entrenadores colombianos que estará en la Liga Águila 2018-I.Equidad Seguros

El peruano Carlos Carrillo, con Independiente Santa Fe, fue el primer técnico campeón del fútbol profesional colombiano, en 1948. Desde el comienzo de la historia de este deporte en el país, los entrenadores foráneos dejaron su huella. Muchos de los que han venido han aportado nuevas ideas de juego, variantes tácticas y modelos diferentes que no eran habituales en el balompié nacional. Técnicos que han sido maestros, han hecho escuela y han motivado a los colombianos a imitarlos. También hay algunos casos de los que llegan con la idea de revolucionar y terminan saliendo por la puerta de atrás de los clubes, sobre todo por falta de resultados.

De los 58 torneos que se han jugado en el fútbol profesional colombiano, 33 han sido ganados por extranjeros. Los más triunfadores son los argentinos Francisco Pancho Villegas, con tres títulos con el Deportivo Cali (1965, 1967 y 1969); Adolfo Pedernera, campeón en el mismo número de oportunidades con Millonarios (1951, 1952 y 1952), y Óscar Héctor Quintabani, con tres títulos, uno con el Pasto (2006-I) y dos con Atlético Nacional (2007-1 y 2007-2).

Aparte de ellos son recordados Fernando Paternóster y Osvaldo Zubeldía, con Nacional; Julio Tocker, con Santa Fe; Vladimir Popovic, con Cali y el conjunto cardenal; Gustavo Costas y Gerardo Pelusso, también con el equipo bogotano, y Miguel Ángel Russo con el club embajador, al que sacó campeón en el último torneo colombiano.

Tal vez son los buenos resultados de los últimos años por parte de los entrenadores internacionales los que han motivado a los directivos de los clubes a preferir el talento extranjero por encima del local. En la Liga Águila 2018-1, que comenzará en los primeros días de febrero, nueve de los 20 técnicos de los equipos de primera serán foráneos, es decir el 45 %, el mayor porcentaje en la historia del balompié local. De los ocho clubes grandes, los únicos que serán dirigidos por colombianos serán Once Caldas (Hubert Bodhert) y Júnior de Barranquilla (Alexis Mendoza).

Según Pedro Sarmiento, entrenador nacional que actualmente no comanda ningún equipo, esta situación se debe a una moda que hay entre los directivos. “Se les metió en la cabeza que los extranjeros son mejores que los colombianos y algunos equipos están trayendo gente que no está bien preparada y que no conoce el medio. El técnico de nuestro país está subvalorado”, asegura el antioqueño de 61 años, que fue campeón con Independiente Medellín (2004) y Deportivo Cali (2005).

“A ellos no sólo les pagan mejor, sino que les proporcionan más y mejores herramientas de trabajo. No es por demeritar a los que han venido, pero cuando se cuenta con esas garantías, es más fácil obtener resultados”, asegura Sarmiento, que no dirige desde que en 2016 estuvo al frente de Rionegro Águilas.

Fernando El Pecoso Castro también se muestra preocupado por esta situación y propone que la Federación Colombiana de Fútbol se apropie del tema y mire el talento que hay en el país. “Deben comenzar a exigir, a consolidar lo de la escuela de técnicos, hacer exámenes, y el que no los pase no puede trabajar. Punto. Esto hará que en el futuro tengamos más y mejores entrenadores nacionales”, asegura.

El técnico campeón con el Deportivo Cali en 1996 y 2015 dice que, según su experiencia en varios equipos nacionales (11 para ser exactos), el único club que está dando una buena capacitación a sus entrenadores de divisiones menores es el Deportivo Cali.

Respecto a la propuesta de Castro, vale la pena aclarar que la Federación Colombiana de Fútbol presentó en agosto del año pasado la Escuela Mayor de Técnicos y Entrenadores de Fútbol, un programa académico que será dictado por la Universidad Sergio Arboleda de Bogotá y con el que se busca que los entrenadores nacionales puedan certificarse en el ejercicio de sus actividades.

“Hay que ser justos y reconocer que hay señores que han aportado mucho en los últimos años. Miguel Ángel Russo, por ejemplo, es de la escuela de Bilardo, un tipo con unas ideas buenas que hacen crecer el nivel del fútbol colombiano. Así como él, han venido tipos trabajadores y siempre ganadores. Gente así es bienvenida, vale la pena que estén porque enseñan y dejan huella. Pero tristemente, la mayoría de los extranjeros que vienen son de tercera o segunda categoría, y eso no se puede permitir”, concluye El Pecoso, quien vive en Manizales y está próximo a pensionarse.

Mientras en Colombia los entrenadores nacionales pierden terreno, en el exterior se están abriendo las puertas para los que han decidido prepararse. En el Mundial de Rusia 2018 habrá dos colombianos: Juan Carlos Osorio, con México, y Hernán Darío Gómez, con Panamá. Además, recientemente fue presentado Reinaldo Rueda como seleccionador nacional de Chile, actual campeón de la Copa América. Jorge Luis Pinto y Luis Fernando Suárez también han estado recientemente en Copas del Mundo, lugares a los que sólo van los mejores.

 

@Luisguimonte

 

 

 

últimas noticias

¿Qué tanto sabe del fútbol colombiano?

Carlos Arango, el primer jugador de exportación

¡El Caldas fue la revelación!

1950, el año del Deportes Caldas