Santiago Montoya, el talento que le hace falta a Millos

El mediapunta de 26 años ha jugado en Argentina, Brasil y Portugal. Con el Tolima anotó 12 goles en 51 partidos en los últimos tres torneos.

El volante creativo antioqueño Santiago Montoya, de 26 años de edad, y el técnico del Tolima, Alberto Gamero. / Getty Images

Al Millonarios campeón de Colombia en 2017 le sobraron ganas y temperamento, pero le faltó generación de juego. A pesar de los buenos resultados en la temporada, que le dejó la estrella 15 y el segundo lugar de la reclasificación, el técnico Miguel Ángel Russo y los directivos son conscientes de las falencias del plantel y trabajan para reforzarse adecuadamente para el próximo año, en el que participarán en la Copa Libertadores de América.

Su primer fichaje fue el arquero de la selección venezolana, el juvenil Wuilker Faríñez; el segundo, el delantero paraguayo Roberto Ovelar, y el tercero, el volante sucreño César Carrillo.

Anoche estaba cerrando con el Deportes Tolima el traspaso de Santiago Montoya, un mediapunta antioqueño de 26 años de edad que es profesional desde 2012 y ha jugado en Argentina, Brasil y Portugal.

En el último año y medio, el Mago, como le dicen, jugó 51 partidos y marcó 12 goles con el club ibaguereño. Su rendimiento le sirvió incluso para ser convocado por el técnico José Pékerman a la selección de Colombia, con la que debutó en enero pasado, en el amistoso con Brasil en Río de Janeiro, homenaje a las víctimas del Chapecoense.

“Santiago es un volante de creación habilidoso y muy técnico. Tiene una gran dinámica, buena pegada y pase gol”, explica Alberto Gamero, quien lo dirigió este semestre, en el que una lesión muscular le impidió tener mayor continuidad.

Salió de la cantera del Envigado y estuvo también en las divisiones menores de Nacional antes de irse a probar suerte a Argentina. Allá se estrenó como profesional con el All Boys de Buenos Aires.

A mediados de 2013 fue transferido por un millón y medio de dólares al Vasco da Gama de Brasil, con el que sufrió y celebró. Descendió en su primer campeonato, pero recuperó la categoría un año después. Con el club de Río de Janeiro disputó 51 encuentros e hizo cuatro goles antes de irse al Vitória de Guimarães, de Portugal. En el equipo lusitano apenas jugó 15 partidos y logró tres anotaciones.

En 2016 regresó a Colombia y en año y medio brilló con el Tolima. Hace meses Millonarios se fijó en él y comenzó las gestiones para contratarlo. “Es una gran institución y por supuesto que me gustaría jugar en Bogotá”, señaló Montoya hace apenas dos semanas, cuando el conjunto pijao empató con Santa Fe y quedó eliminado de la Liga Águila.

Después, Millonarios hizo oficial la oferta por el jugador, quien, aunque estaba de vacaciones en Estados Unidos, aceptó las condiciones para vestirse de azul. Anoche, representantes de los dos clubes ultimaban los detalles de la transferencia y este miércoles podría anunciarse el fichaje. De hecho, ante la salida del venezolano Jacobo Kouffati, el paisa luciría la camiseta número 10.

Montoya, a quien Norberto Peluffo, director deportivo del club embajador, conoce desde que era niño, reconoció estar “ilusionado con jugar un torneo internacional, y estar en Bogotá podría darme la vitrina que necesito para volver a la selección”.

Millonarios iniciará la pretemporada el 9 de enero y desde el 18 jugará el Torneo Fox, en El Campín, con Santa Fe, América y Deportivo Cali.

Su estreno oficial lo hará el miércoles 31 de enero, cuando reciba a Nacional en el partido de ida de la Superliga. La vuelta será el 7 de febrero, en el estadio Atanasio Girardot de Medellín.

El 15 veces campeón de Colombia debutará en el grupo 7 de la Copa Libertadores el miércoles 28 de febrero, cuando reciba al Corinthians de Brasil. En esa misma llave se las verá con Independiente de Argentina y Deportivo Lara de Venezuela.

En los próximos días, los directivos albiazules esperan gestionar un par de refuerzos más: un delantero que juegue por los costados y un marcador de punta.