Alcalde de Medellín ofreció la ciudad para ser sede del River-Boca

Luego de conocerse que la vuelta de la Copa Libertadores no se jugará en Argentina, Federico Gutiérrez mostró su interés a través de las redes sociales.

Archivo

Apenas Conmebol anunció que el juego de vuelta de la final de la Copa Libertadores, entre River Plate y Boca Juniors no se jugará en Argentina, empezó una carrera entre varias ciudades por acoger el que para muchos es el encuentro del momento por todo lo que ha sucedido en estos días.

A la espera de que se el Tribunal Disciplinario del ente rector del fútbol suramericano defina si descalifica al cuadro Millonario o, por el contrario, da aval para que se dispute el partido, ya son varias las ciudades del continente que se han ofrecido para albergar dicho duelo. Primero fue Asunción, la capital paraguaya y donde este martes fue la reunión entre los presidente de River y Boca y el de la Conmebol.

Lea aquí: La final de la Libertadores se jugará entre el 8 y 9 de diciembre

Minutos después Federico Gutiérrez, alcalde de Medellín, comunicó a través de su cuenta de Twitter que la capital antioqueña estaba en condiciones de ser sede del partido.

Por ahora, mientras no se sepa qué va a a pasar, cuál será el fallo del Tribunal, o si Boca recurre al TAS, la lista de ciudades encantadas de vivir lo que en principio debió ser una fiesta irá en aumento.