El City hace historia en la Premier: primer equipo en sumar 15 victorias consecutivas

El equipo que dirige Pep Guardiola venció al Swansea con dos goles de David Silva, uno de Kevin De Bruyne y otro de Sergio Agüero.

David Silva celebra uno de sus goles frente al Swansea. AFP

El Manchester City goleó este miércoles a domicilio al Swansea (0-4) e hizo historia en la Premier League, al convertirse en el primer equipo en sumar 15 victorias consecutivas, en una jornada, la 17, en la que el United ganó por la mínima al Bournemouth (1-0) y el Tottenham superó sin excesivos aprietos al Brighton (2-0).

Dos goles de David Silva, uno de Kevin De Bruyne y otro de Sergio Agüero lanzaron a los azules de Manchester, que siguen intratables en la liga, líderes con 11 puntos de ventaja sobre su más inmediato perseguidor, el Manchester United.

Los pupilos de Pep Guardiola miran ya muy de cerca el título después de una convulsa semana, en la que se ha hablado más del enfrentamiento con los jugadores y técnico del United en los vestuarios de Old Trafford tras el derbi del pasado domingo (1-2) que del duelo contra los 'Swans'.

"Considerando que tenemos muchos partidos en las piernas, y tras el duelo de Old Trafford de hace tres días, creo que estuvimos muy sólidos, serios y que jugamos un gran partido. Cuando el equipo juega bien estamos contentos", aseguró Pep al término del encuentro.

"No vamos a ser autocomplacientes; sabemos que podemos perder, dejarnos puntos, pero nunca vamos a ser autocomplacientes, no ha sucedido en el pasado ni sucederá en el futuro. Ganar 15 partidos consecutivos nos da mucha confianza", apuntó el técnico español.

Su más inmediato perseguidor, el Manchester United de José Mourinho, no falló este miércoles y se lamió las heridas de su derrota el domingo pasado ante el City con una victoria este miércoles ante el Bournemouth gracias a un solitario gol de Romelu Lukaku (1-0).

El delantero belga rompió su sequía goleadora en la Premier League, y es que no anotaba desde el pasado 18 de noviembre contra el Newcastle, aunque sí vio puerta en el último partido de la fase de grupos de la Champions League ante el CSKA de Moscú.

Lukaku suma ya nueve goles en esta Premier League, lo que le sitúa como cuarto máximo goleador de la competición, por debajo de Mohamed Salah (13), Harry Kane (12) y Sergio Agüero (10).

"El partido (del domingo) fue duro, y es cierto que la derrota no ayuda en la recuperación. Las victorias sí, las derrotas no. Hoy nos enfrentamos a un rival que nos puso las cosas difíciles; si hubiéramos marcado el segundo la noche hubiera sido más tranquila", explicó Mourinho tras el partido.

Preguntado sobre si la pelea por el título ha terminado, el técnico portugués pidió paciencia e ir "partido a partido": "Ahora tenemos que intentar ganar nuestro siguiente choque, que es difícil, contra el West Brom, y después el siguiente. La pelea termina en mayo; si ya estuviera acabada me iría de vacaciones a Brasil o Los Ángeles", apuntó.

El Tottenham, otro de los perseguidores, tampoco falló este miércoles y se impuso en un estadio de Wembley con una pobre entrada al recién ascendido Brighton por 2-0. El marfileño Serge Aurier, con un gol en un centro-chut, y el coreano Son en los instantes finales, vieron portería para el equipo de Mauricio Pochettino, que se coloca en cuarta posición, a cuatro puntos del Chelsea, tercero.

Además, el West Ham arañó un valioso empate en el Estadio Olímpico de Londres frente a sus vecinos del Arsenal (0-0), que encadenan tres partidos sin ganar y son ya séptimos en la tabla de la Premier League.

En una gran demostración defensiva, los hombres de David Moyes, que el pasado sábado se impusieron al Chelsea (1-0), mantienen su buen momento actual, pero no logran salir de los puestos de descenso, y siguen en penúltima plaza de la liga.

Este miércoles también tropezó el Liverpool, que no pudo pasar del empate sin goles con el West Bromwich Albion en Anfield (0-0) y encadena dos partidos sumando de a un punto, mientras que Claude Puel se cobró su venganza en su vuelta a Southampton y goleó con el Leicester a los 'Saints' por 1-4.