Jugadores de Colombia dicen que crisis venezolana no afectará lo futbolístico

Los dirigidos por José Néstor Pékerman afrontan este jueves el partido por la fecha 15 de la eliminatoria mundialista camino a Rusia 2018.

James Rodríguez y Dávinson Sánchez, este lunes, durante el entrenamiento de la selección Colombia en Barranquilla.AFP

Los jugadores de la selección colombiana de fútbol que enfrentarán de visitantes el próximo jueves a Venezuela en San Cristóbal, en las eliminatorias suramericanas al Mundial de Rusia 2018, descartaron hoy que la crisis que enfrenta ese país tenga algún efecto en la cancha.

"Yo creo que nosotros nos centramos más en lo deportivo. Todos los países tienen sus problemas y deben intentar resolverlos a su manera", declaró el defensa Dávinson Sánchez luego de este jueves entrenamiento en Barranquilla.

En la práctica en la que Colombia afina lo que será su estrategia para encarar las fechas 15 y 16 de las eliminatorias, el defensa del Tottenham Hotspur de la Premier League de Inglaterra, reiteró que "toda la atención del grupo está puesta en el partido".

Sobre el mismo tema, el defensa del Independiente Santa Fe William Tesillo expresó: "Nosotros tenemos claro un objetivo que es sacar adelante este partido, que es como una final que hay que jugar y sumar de a tres".

La principal novedad del entrenamiento de hoy fue la presencia del capitán de Colombia, el volante del Bayern Múnich James Rodríguez, quien, aunque no está habilitado por el cuerpo médico de su equipo para jugar ante Venezuela, se mostró muy activo en los ejercicios al lado de sus compañeros.

Tanto James, como Teófilo Gutiérrez, quienes se están recuperando de sendas lesiones, hicieron trabajo de manejo de balón en espacio reducido junto a los demás jugadores con ejercicios de recuperación, presión a los rivales y toque largo y corto.

Colombia jugará ante Venezuela en la ciudad de San Cristóbal, hacia donde viajará por tierra desde la fronteriza ciudad de Cúcuta.

Al respecto, en el sitio de concentración de Colombia se conoció que la FIFA enviará un veedor especial que acompañará al combinado en su paso por la frontera desde Cúcuta por Ureña y rumbo a San Cristóbal.

Después del compromiso en Venezuela, Colombia jugará el martes 5 de septiembre en condición de local ante Brasil, el líder de las eliminatorias suramericanas, que anunció la presencia de todas sus estrellas internacionales.