¿Cómo avanza la reincorporación de excombatientes en el Cauca?

hace 2 horas
Análisis

Las grandes sorpresas y decepciones en lo que va del fútbol europeo

No siempre el fútbol funciona bajo la lógica. Es temprano en la temporada, pero ya en plena actividad del fútbol europeo es momento de mirar quiénes superaron expectativas y quiénes han fallado a ellas. Aquí el listado.

El comienzo del Leicester hace soñar con una emulación de la temporada mágica de 2015/16, cuando Jamie Vardy y compañía levantaron el título.BEN STANSALL / AFP

Los más sorprendentes:

Leicester City: Si ignoramos al Liverpool, que no para de ganar, el Leicester es la sensación de la Premier. Este fin de semana derrotó al Crystal Palace de visitante y ya son tres victorias consecutivas en liga, entre ellas un 9-0 (sí, nueve) frente al Southampton. Siete victorias, dos empates, y solo dos derrotas --frente al United y el Liverpool fuera de casa-- para los ‘Foxes’ en lo que va de la temporada inglesa. Los dirigidos por Brendan Rodgers --el entrenador escocés que muchos recordarán por llevar al Liverpool de Sterling y Suárez al borde de un título de liga hace algunos años-- van terceros en la liga, por detrás, por supuesto, del City y el Liverpool. Imposible evitar que venga a la mente la temporada mágica de 2015/16, cuando Jamie Vardy y compañía levantaron el título. Es casi imposible que algo así se repita (Klopp y Guardiola se encargarán de eso), pero si el Leicester termina en el "Top 4" y clasifica a la Champions, igual sería algo extraordinario. 

Real Sociedad: La Real es un club de media tabla en España, con un presupuesto bastante limitado. Durante los últimos años, su hinchada se ha acostumbrado a que las únicas aspiraciones sean quedar en la mitad superior de la tabla y ganarle el Derbi Vasco al rival de patio, el Athletic Bilbao. No es mucho más que eso; clasificar a una copa eurpoea es un sueño demasiado lejano. Por eso es una linda sopresa ver al club actualmente en tercer lugar, detrás (y con los mismos puntos) de los dos gigantes, el Madrid y el Barca. La Real ha mostrado un fútbol vistoso esta temporada, en parte producto del gran nivel de Ødegaard, el "niño prodigio" que llegó al Real Madrid con 16 años en el 2015, que ya no es tan niño, y que por fin parece estar igualando su potencial (aún es propiedad del Madrid, por cierto). La Real perdió el Derbi hace un mes, pero, esta vez, (y solo esta vez) poco le importará a la hinchada, ya que el club ha conseguido otros grandes resultados (entre ellos una victoria 2-0 frente al Atlético Madrid) y está en puestos de Champions.

Borussia Monchengladbach: El éxito del Monchengladbach esta temporada --es primero de la Bundesliga-- tiene nombre propio: Marco Rose. El entrenador alemán viene del RB Salzburg, equipo austriaco que es propiedad de la franquicia Red Bull (que también es dueña del Leipzig en Alemania). Al mando del Salzburg, Rose ganó dos ligas de Austria y llegó a una semifinal de Europa League hace dos años, cuando fue eliminado por el Marsella. Esto con muy pocos recursos y un plantel considerablemente limitado en términos de talento (hablamos de la liga de Austria, después de todo). Ahora, con el Monchengladbach, tiene un presupuesto más amplio y una plantilla de mejor nivel. ¿El resultado? Es el mejor equipo de Alemania actualmente, y le saca 3 puntos al Dortmund, que es segundo de la Bundesliga. 

Chelsea: Hay que aplaudir lo de Lampard en el Chelsea. "Frankie" --como lo apodan cariñosamente los hinchas--, quien fue leyenda de los "Blues" como jugador, llegó al banquillo técnico del club con un solo año de experiencia como DT: en la segunda división de Inglaterra, con el Derby County, el año pasado. Además, el Chelsea se quedó sin Hazard en el verano (quien era medio equipo como mínimo) y no pudo fichar por un “transfer ban” que le impuso la FIFA. El plantel no tiene grandes figuras, así que pintaba todo mal. La mayoría colocaba al Chelsea en media tabla a lo sumo; se esperaba una temporada rocosa y sufrida. Pero el Chelsea va cuarto, ha perdido un solo partido de los últimos nueve, lleva cinco juegos ganados en la liga de forma consecutiva, y es primero de su grupo en la Champions. Lampard impueso su idea de fútbol rápido exitosamente, y ha sido muy hábil desarrollando a los jugadores jóvenes de la cantera del club, por lo que ha sido extensamente alabado. Más de uno de los canteranos ha impresionado en la cancha y ya nadie pregunta por Hazard. 

Inter Milan: Se ha hablado mucho del Inter de Conte. Por como se reforzó el equipo (Godín, Lukaku, Alexis) y por el prestigio de Conte, se sabía que el Inter iba a mejorar esta temporada y que llegaría a ser muy competitivo gradualmente. Pero nada de eso. Conte no es de los que se toman su tiempo. El Inter es segundo en Italia, va codo a codo con la Juve, ha mostrado el mejor fútbol de Europa (o al menos de la Serie A) y se puede meter a los octavos de final de la Champions, después de derrotar al durísimo Dortmund 2-0, que sin embargo tomó revancha con un 3-2 en Alemania.

Los más decepcionantes 

Real Betis: El Betis se viene reforzando bien hace unas cuantas temporadas. La directiva ha sido ambiciosa, y lleva dos o tres años revistiendo al equipo con jugadores de alto nivel y apuntándole a Europa. Esta temporada mantuvieron la misma plantilla del año anterior, que tiene bastante talento, salvo por Lo Celso, que se fue al Tottenham. Trajeron sin embargo, para reemplazarlo, a Nabil Fekir, quien era el mejor jugador de la liga francesa fuera del PSG. Y además contrataron a Rubi como entrenador, el español que la temporada pasada llevó al humilde Espanyol al sexto puesto de la tabla, clasificando así a Europa League. Sin embargo, todo ha salido mal para el Betis. Lleva apenas tres partidos ganados de 12 en la liga, marcha 15vo, y está solo cuatro puntos por encima de la zona de descenso. Ya se habla con insistencia sobre una posible destitución de Rubi si los resultados no mejoran pronto.

Manchester United: El United de Solksjær no arranca. Cuando el entrenador noruego recibió el cargo tras la destitución de Mourinho la temporada pasada, tuvo lo que los ingleses llaman un “Honeymoon period” (periodo de luna de miel): Eliminó al PSG de la Champions de forma milagrosa, avanzando a cuartos de final, y tuvo una racha de 12 partidos sin perder en la liga. Todo eran buenos resultados y alegría. Pero los "Reds" entraron en un bajonazo de forma repentina después de eso, y la mala forma ha continuado esta temporada. El equipo ha hecho el peor arranque en la Premier en su historia, ha perdido cuatro de los diez partidos, marcha 10mo, y ya se le busca reemplazo a Solksjær.

Arsenal: El Arsenal tuvo un mercado de pases inesperadamente productivo. Y caro. En Inglaterra se pensaba que no invertirían mucho, ya que no contaban con un presupuesto muy extenso. Pero no fue así: contrataron, entre otros, a Nicolas Pépé, una de las figuras de la liga francesa la temporada pasada, y a Dani Ceballos, proveniente del Madrid, en condición de cedido. Había grandes expectativas por la suma de talento al equipo y por el hecho de que Unai Emery ya ha tenido una temporada completa para asentarse en el futbol inglés. Se esperaba un equipo regular y competitivo, pero ha sido todo lo contrario: un conjunto débil e inconstante. Van 6tos en la tabla, que no suena mal, pero están a 14 puntos del Liverpool, que va primero. La hinchada no está feliz, y ya pide la cabeza del entrenador. 

Napoli: El Napoli es tal vez el equipo que más ha decepcionado en Europa hasta el momento. La mayoría pensamos que esta iba a ser una gran temporada para ellos, en la que posiblemente destronarían a la Juve --que cambió de entrenador en el verano-- y serían campeones de Italia, dada la experiencia de Ancelotti y el talento de la plantilla. En el peor de los casos, al menos serían grandes candidatos al título. Ni lo uno ni lo otro. Contraintuitivamente, el Napoli es más irregular que la temporada pasada, y cada vez juega peor. Marcha 7mo, está 11 puntos detrás de la Juve (lejísimos) y parece habérsele escapado el título sin haber siquiera llegado a diciembre. Un desastre. Tal vez hubiera sido muy distinto de haberse realizado la compra de James... 

Galatasaray: Hay que incluir al Galatasaray a pesar de que no hace parte de las cinco grandes ligas de Europa. El equipo turco, con su legendario entrenador Fatih Terim --quien se encuentra a cargo del club por cuarta vez (el Comesaña de Turquía)--, viene de ser campeón de la liga turca dos veces consecutivas, y para esta temporada invirtió mucho dinero en refuerzos para intentar ser competitivo en Europa también, dando el título de liga casi por sentado. Pero los refuerzos no han respondido en la cancha --entre ellos, Falcao, que apenas ha jugado por una lesión--, y los de Estambul andan 7mos en la liga y están casi afuera de la Champions (aunque hay que conceder que les tocó un grupo que no podía ser más duro, con el Madrid y el PSG). Encima de todo, el equipo ha mostrado muy mal juego, y los hinchas se están empezando a desesperar --no es raro escuchar chiflidos recurrentemente en el estadio--. Así se recupere el Tigre y vuelva a su mejor nivel, no hay mucho que pueda hacer.

889910

2019-11-06T18:36:26-05:00

article

2019-11-06T18:37:10-05:00

ficaco04_81

none

Manuel Rodríguez Lloreda / Especial para El Espectador

Fútbol Internacional

Las grandes sorpresas y decepciones en lo que va del fútbol europeo

68

9170

9238