"Nos queda el partido más complicado de la Liga": Zidane

El técnico francés resaltó el buen momento en el que viene el Málaga, que ha ganado cuatro de sus últimos cinco partidos.

Zinedine Zidane, entrenador del Real Madrid.AFP

El técnico del Real Madrid Zinedine Zidane declaró este sábado que a su equipo le queda "el partido más complicado", el domingo ante el Málaga, en la última jornada de Liga, a la que los blancos llegan como líderes con tres puntos más que el Barcelona.

"Sabemos que nos falta un partido, el más complicado. Hasta ahora trabajamos como queríamos. Llegamos en un momento bueno, desde el punto de vista físico, y vamos a intentar dar el máximo para ganar", señaló el francés.

La victoria el miércoles contra el Celta en el partido pospuesto de la 21ª jornada del campeonato español colocó a los blancos líderes con tres puntos de ventaja sobre el Barcelona, por lo que un empate les bastaría el domingo en el estadio de La Rosaleda para alzar su 33º título liguero.

"Sabemos lo difícil que es ganar una Liga. Es muy duro. Son 38 jornadas. Cada semana o cada tres días tienes que demostrar que quieres ganar y eso es lo que hemos hecho hasta ahora. Hemos trabajado muchísimo y los jugadores han estado fenomenal. Nos merecemos lo que estamos haciendo", añadió Zidane.

"Ahora hay que acabar el trabajo. Tuvimos dificultades ante Sevilla y Celta, pero pueden conseguirse cosas trabajando así", continuó.

Zidane también se refirió a su rival, el Málaga (11º), que ha ganado cuatro de sus últimos cinco partidos y que el 8 de abril venció 2-0 al Barcelona."Será más difícil que en Balaídos, porque el Málaga lo está haciendo muy bien. Ya hablamos de que iba a ser difícil", dijo Zidane sobre los andaluces, entrenados por uno de los jugadores históricos del Real Madrid, Míchel.

Finalmente Zidane habló de la posibilidad de conseguir el 'doblete', ya que el 3 de junio en Cardiff el Real Madrid defiende el título de la Champions ante la Juventus.

"Las dos cosas son muy difíciles. La Liga es el día a día, tu trabajo. Bueno, es una tontería, porque también lo es la Champions. Es igual de difícil lo uno que lo otro", concluyó el técnico blanco.

El Barcelona recibe el domingo al Eibar (8º). Necesita ganar y un resbalón blanco para conservar el título de Liga.