Hugo Rodallega jugaría de volante por izquierda ante Venezuela

El delantero del Wigan aceptó el desafío de alejarse unos metros del arco. Este viernes frente a Venezuela espera poder demostrarlo.

En el primer llamado que le hizo Hernán Darío Gómez en mayo pasado, expectativas no le faltaban a Hugo Rodallega. Aparte de recibir la confianza del nuevo seleccionador ante la buena producción del delantero en la primera temporada en la Premier League, varias ofertas le llegaban al Wigan por su goleador.

Arsenal, Tottenham y hasta el Aston Villa mostraron interés por el delantero vallecaucano y aparte de emocionarle la posibilidad de estar en clubes de más tradición y aspiraciones, quedaba bastante tranquilo al garantizar en definitiva la permanencia en Inglaterra.

Tres meses después, poco cambió. ‘Hugol’ luce la misma camiseta azul y blanca, y ‘Bolillo’ al poder contar de nuevo con los internacionales para las fechas Fifa de septiembre, volvió a incluirlo en el listado de 18 jugadores para enfrentar a Venezuela este viernes (6:30 p.m.) y a México el próximo martes en Monterrey.

“La capacidad que tiene para definir es impresionante, pocos jugadores he visto resolver con tanta determinación y efectividad”. Así justificaba el seleccionador nacional la nueva convocatoria para el de Candelaria, quien apareció relacionado como uno de los cinco delanteros junto a Falcao García, Giovanni Moreno, Dayro Moreno y Adrián Ramos.

Pero desde la primera práctica de la semana en el estadio de Techo de Bogotá, Gómez sorprendió al ubicar a Rodallega de mediocampista. En la línea de cuatro en la mitad, que incluye dos volantes centrales e igual número de externos, el ex Quindío, Cali y Necaxa estuvo por el costado izquierdo en una labor de bastante sacrificio con el ida y vuelta.

El jugador es el primero en afirmar que es “delantero, el puesto donde siempre he jugado desde juveniles”, pero al mismo tiempo asegura que “si el ‘profe’ considera que puedo serle útil al grupo estando un poco más retrasado, lo hago con la mejor disposición, porque uno a la selección no le pone condiciones”.

Más de un ‘volantero’

Rodallega entiende además que ese puesto demanda “mucha concentración y sobre todo despliegue físico al tener que proyectarse y volver a armar figura cuando el rival tenga la pelota”, aunque en definitiva es “un trabajo habitual que se hace Inglaterra, donde cada balón se disputa como si fuera el último”.

Igual no es el primer atacante que realiza tal labor y un ejemplo lo tiene al lado porque Ramos, si bien es atacante en el Hertha de Berlín, lució allí con el América campeón del Clausura 2008 y varias veces desempeñó tal función en la era de Eduardo Lara.

‘Bolillo’ también ha ensayado con Dayro Moreno, no tan de área como Rodallega, y ‘Adriancho’, por la característica misma de desborde en velocidad, la cual le convierte en un hombre más de raya y como tal, sin tanto afán de estar cerca del arco.

El delantero del Wigan reconoce necesitar de tiempo para adaptarse a este nuevo desafío táctico, pero lo más importante lo tiene: actitud, la misma que le lleva a decir que al estar unos metros más atrás del área rival “se tiene más panorama y como se cuenta con buena media distancia, uno puede aportarle otras alternativas de ataque al equipo, así que es cuestión de trabajarlo”.

A la espera de lo que finalmente decidiera Gómez en el último entrenamiento de este jueves en la cancha Roberto Marciani del Parque Andrés Eloy Blanco de Puerto La Cruz, Rodallega acepta que jugar es la prioridad, pero el simple hecho de estar seleccionado lo convierte en “un privilegiado, porque integrar un grupo de 18 jugadores cuando en el país hay tanto jugador con capacidad, ya es motivo de orgullo y compromiso”.

Eso y más les pedirá esta tarde frente a Venezuela el ‘Bolillo’, quien luego de tres exámenes previos, cada cual con una exigencia distinta, ya empieza a despejar dudas en procura del equipo que quiere y sobre todo, a encontrar respuestas en la cancha.