"El periodista me quiso provocar para que le pegara"

<p>Tras el incidente ocurrido en Pasto, el jugador de Millonarios Ricardo Ciciliano dijo, a su llegada a Bogotá, que un periodista lo acosó y lo provocó para que que reaccionara de forma violenta. </p>

"Fue un señor corresponsal de CM&...tuve un acoso con él, una persecución... Quería que le pegara, pero afortunadamente creo que de muy buena forma respondí", señaló el ‘10' de Millonarios.

El jugador barranquillero también criticó el desorden de la prensa en Pasto y acusó al mismo periodista de haberlo golpeado con un micrófono.

"Yo voy saliendo del camerino, lo primero que hace es recibirme con un micrófono en la cara. Me pega y esa parte no la muestran y bueno...seguramente le respondo diciendo que es mala gente y al final le digo que él conmigo no se iba a ser famoso", aclaró Ciciliano a su arribo a la capital del país.

Nadie en Millos vio nada de lo que se le acusa a Vanemerak

Varias versiones se manejan de lo ocurrido en la capital nariñense con relación a lo que pasó con el técnico del equipo embajador, Mario Vanemerak.

Según los reporteros de diferentes medios de comunicación, que se encontraban en la parte norte del estadio La Libertad de Pasto, sitio habitual del equipo visitante, el técnico de los azules entró pateando la puerta del camerino, además de atropellar todo a su paso.

También hay quienes aseguran que al momento de llegar de la cancha al término del partido, técnico y jugadores derribaron la puerta del camerino porque la misma se encontraba cerrada.

Sin embargo, ninguno de los jugadores aseguró haber presenciado el incidente. Todos dijeron haber visto la puerta del camerino en el piso cuando llegaron después del partido.


"No tuve la oportunidad de ver nada. Yo estaba en el control antidoping y no voy a decir nada de eso", dijo José Cuadrado, arquero albiazul.

"No se nada. Cuando llegué ya había pasado todo. No me di cuenta de nada", explicó Alex Díaz, defensa del equipo capitalino.

"El profe (Vanemerak) salió molesto con el resultado y por ahí se encontró con periodistas que te van y te presionan. A varios compañeros les pasó lo mismo. Tienen que entender que hay momentos en los que uno no desea hablar", dijo por su parte Rafael Robayo, Mediocampista azul, pero quien terminó jugando como defensa central ante los pastusos por la expulsión de los centrales.

Con relación a los daños en los calentadores, varios jugadores coincidieron en que sólo se dieron cuenta de que estaban golpeados en las imágenes de los noticieros de televisión.

Millos, pese a tener una buena presentación en la ciudad de Pasto no pudo remontar el tanto en contra. Incluso con dos jugadores menos los de la capital colombiana crearon opciones de peligro, pero que no pudieron concretar. En un contragolpe letal, los de cada liquidaron el encuentro.

El próximo partido del equipo capitalino será el día domingo a las 5:30 p.m. cuando reciba en el estadio El Campín al Chicó F.C., equipo que viene de protagonizar la goleada de la fecha al ‘masacrar' (7-2) a la tribu de los ‘pijaos'.

Temas relacionados