“Nos jugamos una final”: Maxi Núñez

El argentino, que ha tenido más protagonismo con la llegada de Diego Cocca, habla del gran desafío que afrontará el próximo domingo, Millos frente al DIM.

Maxi Núñez, jugador de Millonarios, equipo que mañana buscará confirmar su clasificación. / Gustavo Torrijos

Después de la turbulencia que dejaron las últimas dos fechas de las eliminatorias al Mundial, en las que la selección de Colombia no logró buenos resultados, regresa al país el fútbol con la definición de los ocho clasificados a la siguiente ronda de la Liga Águila. Uno de los equipos que están por definir su avance es Millonarios, que marcha en la octava posición, con 30 puntos, y que el próximo domingo (6:00 p.m.) se medirá nada más ni nada menos que con el actual campeón, el Deportivo Independiente Medellín, en su regreso al estadio El Campín.

Y justo un argentino estará en la nómina inicial del equipo bogotano: Maximiliano Ezequiel Núñez, de 30 años de edad, quien lleva ya dos temporadas con Millonarios y ha tenido más protagonismo con la llegada del técnico Diego Cocca.

Vive feliz en Colombia y muy adaptado a Bogotá. Lo acompaña su esposa, Melissa Correa, “mi compañía, el motor de mi carrera y, obvio, el mío”, dice el argentino, que debutó en el profesionalismo en el Temperley en 2007 y ha vestido la camiseta de Estudiantes, San Martín, All Boys y Sporting Cristal.

¿Cómo visualiza el partido contra el DIM?

Para nosotros es una final. Dependemos de nosotros mismos para clasificar. Por suerte, venimos de un triunfo con el Huila, en una cancha muy difícil. Y esa victoria nos tiene que servir para demostrar ante nuestros hinchas en El Campín que estamos de regreso. Además, vamos a volver a tener el apoyo de la gente, que es fundamental para nosotros y esperamos que con la ayuda de Dios podamos ganar.

¿Considera significativo regresar a El Campín?

Mucho. Lo importante es que ya se cumplió la sanción y esperemos que no vuelva a suceder. Debemos aprovechar que la gente está entusiasmada y que tiene muchas ganas de ir a ver al equipo. Prometemos buen fútbol y una victoria para la afición, y también para nosotros mismos, que nos lo merecemos por todo lo que hemos demostrado en esta temporada tan dura.

Ya casi completa dos años en Colombia. ¿Cómo se ha sentido?

Como extranjero hay que demostrar por qué se fijaron en uno, sabiendo que muchos jugadores quieren estar vistiendo esta camiseta tan importante. Yo le agradezco a Dios y a toda la gente que se fijó en mí. Sueño con alcanzar un título con el equipo. Estoy muy contento de pasar por este momento con Millonarios. Estamos luchando todos por el mismo objetivo, no sólo en lo individual sino también en lo grupal.

En estos dos años ha estado con tres técnicos en Millonarios...

Ricardo Lunari fue la persona que me trajo, e hicimos una buena campaña. Me tocaba jugar siempre en los segundos tiempos, por el tema de que éramos cuatro extranjeros: estaban Nicolás Vikonis, Román Torres y Federico Insúa. Con Lunari llegamos a una semifinal contra Cali, que desgraciadamente perdimos por penaltis. Con Rubén Israel hice las cosas bien, pero cuando no te salen resultados, le toca al técnico dar un paso al costado. Hoy por hoy, estamos viviendo otro ciclo con Diego, un técnico trabajador, táctico, que sabe lo que quiere.

Pero, sin duda, con Cocca ha tomado más protagonismo. Con los técnicos anteriores era suplente.

Es cierto, y eso dolía, porque uno siempre quiere ser titular. Pero bueno, sean 20 o 30 minutos, o lo que sea, uno quiere demostrar al máximo lo que puede dar. Ahora, con sólo tres extranjeros, me han dado la oportunidad. Hoy por hoy estoy muy contento de tener este chance y poder seguir creciendo como jugador, porque ahora debo hacer también función de marca. Y, por suerte, en los últimos partidos he podido convertir.

¿Cuál cree que es su máximo desafío en el fútbol colombiano?

Actualmente, poder lograr el título de este año, que es lo que queremos todos los jugadores e hinchas, pero eso se demuestra en la cancha. La gente está ilusionada con poder conseguirlo, sabiendo que hace rato no se gana una estrella. Uno como extranjero siempre sueña en ir a un equipo grande y ganar. Qué mejor manera de terminar el año que con un título.

Pero ¿usted cree que Millonarios tiene la nómina y la gasolina para lograrlo?

Confiamos mucho en lo que tenemos, en la clase de jugadores que tenemos. Actualmente está todo muy parejo, no hay una diferencia muy grande entre equipo y equipo, así que estamos todos en la lucha por este título tan esperado.

Desde la distancia, ¿cómo califica la actuación de Argentina en las eliminatorias?

Veníamos de una situación complicada, sabiendo que a la selección se le exige mucho más. La derrota frente a Brasil fue muy dura para el hincha argentino. Yo sé cómo se vive y cómo se siente allá el fútbol, y perder así les dolió mucho a la gente y a los jugadores. Es un clásico mundial que todo jugador argentino quiere jugar y ganar. Después le tocó apretar contra Colombia, y era obvio que iba a ser un encuentro difícil, pero pudimos revertir ese mal momento.

¿Qué significa Messi para el fútbol mundial?

Es el mejor de todos, con la humildad que tiene sabiendo todo lo que significa. Creo que lo ha demostrado en el Barcelona con todo lo que ha ganado, y siempre deja todo por ir a la selección, sabiendo que a veces son desagradecidos con él. Es algo que aún no puedo creer. Para mí, gane o no gane un Mundial, va a seguir siendo el mejor de todos, y lo demuestra partido tras partido. La verdad es que uno como hincha lo valora y como jugador le tiene un respeto y una admiración muy grande. Para mí es un ídolo.

Temas relacionados