Tengo que ser una líder positiva: Yoreli Rincón

A pesar de su corta edad, la jugadora de la selección colombiana de fútbol femenino sabe que es un ejemplo para el país. Desde ya piensa en el Mundial y en los Panamericanos de 2015.

Yoreli Rincón, del equipo Herbalife Colombia, fue la primera futbolista nacional en disputar un partido en la Liga de Campeones de Europa. / Luis Ángel

Cuando en Colombia hablamos de fútbol femenino, sin lugar a dudas a nuestra cabeza se viene inmediatamente el nombre de Yoreli Rincón. Una volante santandereana que a pesar de su corta edad (21 años), se ha ganado el respeto de sus rivales dentro y fuera de las canchas.

Además de ser una de las jugadoras que participaron en la pasada Copa América de Ecuador, en la que la selección de Colombia femenina consiguió el tiquete a los Juegos Panamericanos, al Mundial de 2015 y a los Juegos Olímpicos Rio 2016, Yoreli se convirtió el año pasado en la primera futbolista nacional en participar en la Liga de Campeones de Europa.

La capitana del cuadro nacional visitó El Espectador y dialogó sobre sus metas como persona y como futbolista internacional.

¿Qué significó para ustedes esa excelente actuación en la Copa América de Ecuador?
Para nosotras mucho, porque logramos tiquetes a los mejores torneos del mundo, no hay nada mejor que eso. Es un orgullo y sobre todo poder darle esa alegría al país, porque nosotros no nos imaginábamos antes de irnos que íbamos a conseguir todo esto. La gente habla del fútbol, de las chicas ‘superpoderosas’ y eso es lo que más feliz nos tiene.

A pesar de tener tan solo 21 años, ¿qué se siente ser una de las máximas referentes del fútbol femenino en nuestro país?
La gente me ve con un carácter fuerte dentro de la cancha, entonces piensan que yo tengo 24 o 25 años, pero cuando me conocen como persona, se dan cuenta de que yo todavía soy una niña. Pues yo me veo así, aunque obviamente he madurado en ciertos aspectos por todo lo que he pasado, pero es algo que he aprendido en el recorrido de mi carrera. Estar sola durante varios años me ha servido para aprender cosas que mucha gente a mi edad todavía no conoce. Igual, es que el deporte le ayuda a uno a tener carácter, a formarse; quiera o no lo quiera, a mí el país desde un principio me puso ese sello de capitana, de líder positiva, entonces sabía que tenía que empezar a comportarme como tal.

Al ser una de las experimentadas del plantel, ¿cómo es la relación con Felipe Taborda?
Nosotros tenemos una excelente relación, pero a mí me gusta tratar a los técnicos de manera seria y cordial. Él me pide consejos y yo también. Somos muy profesionales, compartimos la mesa, disfrutamos esos momentos con todo el equipo. Se nota mucho el respeto entre jugadoras y cuerpo técnico, y eso es lo que ha hecho la diferencia para que seamos tan unidas.

¿Cómo es un día normal en la vida de Yoreli Rincón?
Siempre hago ejercicio por la mañana. Hago muchos entrenamientos físicos, casi nunca entreno fútbol, a menos que esté en el club, porque creo que tengo cosas que debo explotar más, como el físico, la potencia, que es lo que marca la diferencia en nuestro medio. Me gusta salir con mis amigas, ir a comer, cuando estoy acá en Colombia. Siempre estoy muy tranquila, me gusta leer, soy novelera, ir a teatro.

¿Qué otro deporte practica?
Ver tenis me gusta mucho más que el fútbol. Me apasionan los deportes de malla. Soy mala para practicarlos, porque juego una vez cada año, pero soy fanática de los tenistas. Me encanta el ping pong. Soy buena para cualquier deporte, pero eso tiene que ver con la motricidad que tenemos.

¿Cuáles son sus metas profesionales y personales?
Hay varias metas profesionales. Quiero hacer un buen papel en los Juegos Panamericanos y en el Mundial. Me gustan los negocios, quiero crecer en ellos, ser un buen ejemplo para los niños. Estoy montando mis escuelas de fútbol, tengo una en Bucaramanga y otra en Boyacá. Hay niños de bajos recursos y otros no tanto, pero niños que tienen un talento impresionante. Traigo toda la estructura de Europa y de Estados Unidos para que sea algo diferente, para que puedan llegar a cualquier selección departamental como los mejores.

¿Qué tanto le ha servido esa experiencia en el fútbol internacional?
Me ha servido mucho. Además, tener un deportista que representa al país es importante, porque afuera nos tienen como el malo, el desordenado, nos ponen ese sello. Entonces cuando el mundo empieza a conocer otra faceta de nosotros, es muy positivo para el país. Se dan cuenta de que no somos como ellos creen. Estar en otro país desde los 12 años, me ha ayudado mucho en lo deportivo a madurar, la experiencia que uno coge es muy buena, porque te estás formando con jugadores profesionales, que están en los mejores equipos del mundo como la norteamericana Carli Lloyd, y eso ayuda a crecer, a madurar, a entender muchas cosas. 

[email protected]

@manu2385