Arsenal, sin David Ospina, empató con Tottenham en el clásico de Londres y no pudo ser líder

Igualaron 1-1 por la undécima jornada de la Premier League, que comanda el Chelsea.

Arsenal es tercero de la Premier con 24 puntos, y el Tottenham quinto con 21. / AFP

El Arsenal (3º) empató 1-1 en su estadio ante el Tottenham (5º), este domingo en la 11ª jornada del campeonato inglés, y desaprovechó la ocasión de alcanzar el liderato, después de que el Manchester City, ahora segundo, empatara 1-1 el sábado ante el Middlesbrough (14º).

Tras la igualada de los Citizens en su estadio, el Chelsea tomó el testigo y se hizo con la primera plaza al golear 5-0 al Everton (6º) en Stamford Bridge.

El equipo dirigido por el italiano Antonio Conte suma 25 puntos, uno más que el City y que el Arsenal. En cuarta posición con 23 aparece el Liverpool, que será el nuevo líder si es capaz de ganar este doningo en Anfield al Watford (7º).

En el Emirates Stadium el Arsenal se adelantó gracias a un gol en propia puerta del defensa austriaco Kevin Wimmer (42), que despejó a su portería una falta lanzada por el alemán Mesut Ozil. 

Ya en la segunda mitad el Tottenham empató con un penal cometido por el internacional francés Laurent Koscielny (51) al belga Mousa Dembele y convertido por su goleador Harry Kane, que regresaba tras la lesión que le mantuvo fuera siete semanas.

- Cambio táctico de Pochettino -

Se quedó fuera del partido otro de los internacionales ingleses de los Spurs, el centrocampista de 20 años Dele Alli. Justo antes del inicio su técnico Mauricio Pochettino informó que estaría varias semanas de baja tras lesionarse en la rodilla durante un entrenamiento.

El derbi del norte de Londres, muy disputado, finalizó con un resultado justo, ya que ambos equipos se repartieron el control del juego y las ocasiones.

En un frío domingo en la capital británica cada formación mandó en un periodo. Los Gunners, que suman siete triunfos en las últimas ocho jornadas, fueron mejores en el primero, pero los Spurs elevaron su nivel en un segundo que por momentos fue demasiado intenso.

Pochettino buscó una solución táctica para terminar con la mala racha de su equipo, seis partidos sin ganar contando todas las competiciones. Optó por una defensa de tres jugadores (Wimmer, Jan Vertonghen y Eric Dier) que sorprendió al cuadro de Arsene Wenger.

Tras empatar por medio de Kane, con la afición local muy metida en el partido, ambos equipos protagonizaron acciones violentas, con patadas intencionadas y peligrosas.

En la recta final el veterano portero checo Petr Cech, de 34 años, salvó el punto del Arsenal con dos buenas paradas a disparos del coreano Son Heung-Min y el holandés Vincent Janssen.