Beckham construirá estadio de fútbol en Miami junto al campo de los Marlins

El exfutbolista inglés David Beckham construirá su estadio de fútbol para la Major League Soccer (MLS), junto al estadio de béisbol de los Marlins.

EFE

Un portavoz de David Beckam aseguró este viernes a EFE que el lugar elegido, entre el centro de la ciudad y el aeropuerto internacional, es la "ubicación preferida" por el grupo de inversionistas que acompañan al exjugador del Real Madrid y Manchester United.

El gobierno del condado de Miami-Dade había sugerido en febrero pasado precisamente ese lugar de la Pequeña Habana, sin obtener una respuesta positiva del jugador hasta hoy.

El lugar elegido está situado junto al río Miami, al oeste del centro de la ciudad, y próximo también al aeropuerto internacional de Miami.

"Nuestra ubicación preferida para el estadio es el antiguo emplazamiento del Orange Bowl", afirmó el portavoz del grupo Miami Beckham United, al referirse al antiguo campo de fútbol americano ya demolido, junto al actual estadio de los Marlins.

Este grupo inversor mantuvo hoy una reunión con el alcalde de Miami, Tomás Regalado, en la que se dio "otro paso positivo para traer un club de tbol de clase mundial" a la ciudad.

El portavoz de Beckham dijo que el grupo espera pronto compartir "con la ciudad, el condado y la comunidad" los detalles del proyecto, que será financiado con fondos privados.

Sin embargo, señaló también que apenas están en las "primeras etapas" del proyecto, y no quiso descartar todavía otros posibles emplazamientos porque aún "existen varias opciones viables".

Por su parte, un portavoz del Ayuntamiento de Miami señaló a Efe que el alcalde Regalado va a presentar la propuesta a la Comisión para su aprobación y así dar paso a la negociación definitiva.

Desde comienzos de 2014, Beckham anunció su interés de construir en Miami un estadio para 20.000 espectadores, tras adquirir una franquicia de la MLS.

Sin embargo, los dos lugares propuestos en el centro de la ciudad, en el área del Puerto de Miami, fracasaron por la oposición de varios sectores políticos y económicos, además de asociaciones de vecinos y ambientalistas. 

Temas relacionados