Brasil celebra la excarcelación de hinchas del Corinthians presos en Bolivia

Los hinchas eran acusados de lanzar una bengala, durante un partido entre los clubes, lo que ocasionó la muerte de un boliviano de 14 años.

EFE

El ministro de la Secretaría General de la Presidencia de Brasil, Gilberto Carvalho, celebró la decisión de la justicia boliviana de poner en libertad a siete hinchas del Corinthians y la atribuyó en parte al "diálogo y la diplomacia".

Los hinchas que recuperaron la libertad formaban parte de un grupo de doce seguidores del equipo brasileño que fueron detenidos el pasado 20 de febrero, cuando el Corinthians visitó al San José en un partido de la segunda fase de la Copa Libertadores.

En medio de ese partido, el boliviano Kevín Beltrán, de 14 años, murió por el impacto de una bengala disparada desde la tribuna que ocupaban los seguidores del equipo brasileño, de los cuales doce fueron detenidos como presuntos responsables.

Siete de los hinchas fueron liberados este jueves, después de que la justicia boliviana consideró probada su inocencia, mientras que los otros cinco aún permanecen en una prisión de la ciudad de Oruro.

"Esperamos que, en breve, todos puedan regresar a sus hogares", declaró hoy el ministro Carvalho, quien aseguró que el Gobierno de Brasil "hizo esfuerzos reales" para asistir a los detenidos mediante el "diálogo" y la "diplomacia".

Carvalho admitió que las negociaciones con las autoridades del país andino fueron "difíciles" por momentos, "porque se trata de una nación con una legislación propia, que debe respetarse".

El ministro de Justicia, José Eduardo Cardozo, quien viajó a La Paz y a Oruro varias veces para interceder por los seguidores del Corinthians, dijo por su parte que el Gobierno brasileño garantizará la debida asistencia a los cinco que permanecen detenidos.