Carlos Tevez, el crack argentino que ve lejos el Mundial

El argentino se perfila como candidato a figurar en la nómina de estrellas del fútbol internacional ausentes de la cita mundialista.

EFE

Carlos Tevez está cada vez más lejos del Mundial Brasil-2014, pese al destello de sus goles en la Juventus de Italia, luego de tres años de ausencia de la selección argentina.

El atacante acaba de quedar de nuevo afuera de una convocatoria del DT, Alejandro Sabella, para enfrentar a Rumania el 5 de marzo en Bucarest, en marcha a la Copa del Mundo, en cuya primera ronda Argentina se medirá con Bosnia, Irán y Nigeria (Grupo F).

Tevez se perfila así como candidato a figurar en otra nómina, la de estrellas del fútbol internacional ausentes de la cita mundialista, como el caso de Zlatan Ibrahimovic, aunque por otro motivo, la eliminación de Suecia, o las dudas sobre el lesionado colombiano Radamel Falcao García.

Goleador y multicampeón en cuanto equipo ha integrado, el delantero demuestra de nuevo su talento a los 30 años en la encumbrada Juventus de Italia, pero con la albiceleste tiene una cuenta pendiente.

Sabella jamás lo descartó de plano, pero este año declaró: "No creo que haya sorpresas en la lista" del Mundial.

"No creo que vaya (al Mundial), lo dije antes y lo repito: ni haciendo 130 goles ni siendo el mejor", declaró Tevez al perder la ilusión a finales de 2013.

Una lucecita de esperanza se prendió en enero cuando el DT de la selección Sub-20, Humberto Grondona, hijo del superpoderoso presidente de la Asociación del Fútbol Argentino (AFA) y vice de la FIFA, Julio Grondona, dijo que Tevez no es un jugador para dejar de lado.

"No es un jugador para descartar. Me gustaría que Tevez esté en la Selección, pero depende del técnico", dijo Grondona hijo.

El lujo de Sabella: Messi, Agüero y compañía

De hecho, es lo que menos preocupa a Sabella, quien cubre de sobra el abanico ofensivo con Lionel Messi (FC Barcelona, España), Gonzalo Higuaín (Nápoles, Italia), Ángel Di María (Real Madrid, España), Sergio Agüero (Manchester City, Inglaterra), Rodrigo Palacio (Inter, Italia) y Ezequiel Lavezzi (PSG, Francia).

"No es fácil, porque se puede decir que (Tevez) tiene que estar. Hay jugadores que encarnan el espíritu de la Selección y uno es Carlitos", declaró Juan Pablo 'Juampi' Sorín, un emblemático excapitán de la albiceleste.

Sorín aclaró que "en las últimas convocatorias no ha estado y está batallando por el puesto con delanteros con un potencial enorme".

En contraste con su notable foja de servicios en clubes, Tevez no ha podido triunfar en la Selección y su única perla es la medalla de oro en los Juegos Olímpicos Atenas-2004, donde fue artillero mayor del torneo con 9 goles, entre ellos el de la final con Paraguay (1-0).

Sus tristezas fueron las eliminaciones en cuartos de final en los mundiales de Alemania-2006 y Sudáfrica-2010, además de las dos finales de Copa América perdidas contra Brasil, en Perú-2004 y Venezuela-2007.

Para colmo, erró el penal decisivo frente a Uruguay en un desempate de cuartos de final que dejó a los gauchos afuera de la Copa América Argentina-2011.

"Me hace mal ver a la selección. No la miro. ¿Al Mundial? Me voy a ir de vacaciones, no lo voy a ver, no me quita el sueño. Ya jugué dos", diijo Tevez en el peor momento de su decepción.

Nada fue fácil para el hombre nacido en Fuerte Apache, cuna tan humilde en su pobreza como temible por la violencia en la periferia de Buenos Aires, donde lo criaron sus tíos maternos.

El temperamental atacante es un 'ganador serial' de trofeos nacionales e internacionales, a su paso por Boca Juniors de Argentina, Corinthians de Brasil y los dos Manchester, el United y el City.

Y se supo ganar el corazón de los hinchas por coraje y destreza.

"En la selección yo juego por amor a la camiseta y no por dinero. La plata la ganó en Europa", dijo una vez este ídolo de los aficionados que le está diciendo adiós a Brasil-2014.