Santa Fe se complicó la vida en Copa Libertadores

El conjunto cardenal se jugará la clasificación el próximo miércoles en Chile, ante Colo Colo, líder del grupo con nueve puntos.

Guilherme celebra el segundo gol de Atlético Mineiro, mientras Francisco Meza se lamenta. / EFE

Independiente Santa Fe jugó anoche su peor partido bajo la dirección técnica de Gustavo Costas y cayó 2-0 en su visita al Atlético Mineiro de Brasil, por el Grupo 1 de la Copa Bridgestone Libertadores de América.

Con este resultado los brasileños llegaron a seis puntos en la tabla, los mismos que Santa Fe, que el próximo miércoles en Santiago de Chile se jugará la clasificación ante Colo Colo, líder del grupo, con nueve unidades. El campeón de Colombia no puede caer en territorio austral.

Mineiro, por su parte, deberá ir a ganar a México, en donde visitará a Atlas de Guadalajara, ya eliminado. En la última jornada Santa Fe recibirá al cuadro manito, mientras que los brasileños cierran en su estadio contra los chilenos.

La de este jueves no fue una jornada afortunada para los albirrojos, que entraron desconcentrados y temerosos, ante un rival con ímpetu y valentía, pero poco fútbol. No parecían tener claro que un empate los dejaría con muy buenas posibilidades de avanzar a la siguiente fase del torneo.

No había generado peligro Mineiro, pero en su primera llegada anotó. Darío Rodríguez perdió un balón saliendo de su campo y Luan hizo un pase al corazón del área, levemente tocado por Lucas Pratto para descolocar a la defensa y permitirle a Carlos vencer al arquero Leandro Castellanos.

Hasta ahí Santa Fe se dedicaba a rechazar y controlar, pero no se apoderaba del balón, como lo hizo en el último cuarto de hora de la primera parte, cuando por fin aparecieron Ómar Pérez y Luis Carlos Arias.

En el complemento los locales volvieron a salir a presionar, pero poco a poco le cedieron terreno a Santa Fe que, aunque tuvo mayor iniciativa, tampoco se acercó al arco de Víctor. Apenas en los cobros con balón parado los rojos insinuaban algo de peligro.

Y eso que el técnico Costas le metió la mano al equipo. Sacó a Rodríguez y mandó al campo a Luis Páez, para tener dos delanteros en punta. Mineiro, de pésima campaña en el torneo local, se metió mucho más atrás y se dedicó solamente a defender.

Poco aportó Miguel Borja, quien reemplazó a Wilson Morelo, quien no tuvo su desequilibrio habitual.

En el minuto 90 Ómar Pérez cobró un tiro libre y varios jugadores colombianos llegaron al cabezazo, pero Francisco Meza impactó con suavidad. El golero Víctor sacó largo y el rebote sobró a Ricardo Villarraga, por lo que Guilherme recibió la pelota y tras un doble remate superó a Castellanos para el 2-0 final.

Tras la derrota, la mayoría del plantel cardenal permanecerá un par de días en Belo Horizonte antes de viajar el fin de semana a Chile. El técnico Costas y algunos jugadores que no actuaron anoche regresarán a Colombia para el duelo del domingo ante el Júnior, en Barranquilla.