La curiosa jugada preparada en el fútbol juvenil de Japón