Duelo a muerte entre colombianos

Luis Fernando Suárez, técnico de Honduras, y Reinaldo Rueda, director de Ecuador, se enfrentan hoy en Curitiba. Ambos deben ganar si no quieren ser eliminados.

Reinaldo Rueda, director técnico de Ecuador. / AFP Luis Fernando Suárez, director técnico de Honduras. / AFP

El de hoy tendrá que ser un duelo a muerte. Ni Ecuador ni Honduras podrán ceder un solo paso. Así sea la primera vez que dos directores técnicos de nuestro país se encuentren en este torneo, así ellos sean amigos y compatriotas, así cada uno de ellos haya dirigido a la selección que hoy enfrentan: Reinaldo Rueda comandó a Honduras en el Mundial de Sudáfrica 2010 y Luis Fernando Suárez estuvo al frente de Ecuador en Alemania 2006. Pero ahora están en bandos distintos, con la misma necesidad, con los mismos puntos: cero.

Ambos colombianos tienen una única alternativa si quieren continuar vivos en Brasil: ganar. Sólo eso. Ganar y nada más. La derrota hace que el perdedor quede eliminado de forma inmediata y el empate deja a los dos conjuntos con un pie afuera de la Copa del Mundo.

Para hacerlo, para vencer, las dos escuadras deberán mejorar ostensiblemente sus planteamientos. Ecuador ya dio muestras de un fútbol pobre frente a Suiza, un juego en el que perdió 2-1 y que brilló por la ausencia de colectividad, de ideas. Fue un equipo desconocido al que alguna vez vimos luchando en Quito, atascado en el medio campo, débil en la zona defensiva y poco efectivo arriba.

Honduras, por su parte, en su debut con Francia, apenas le apuntó a defenderse. Sus volantes y sus delanteros estuvieron menguados. Y aun así salió humillado por el conjunto europeo, que le marcó tres goles.

Ellos lo saben: “Este es un partido importante para los dos —dijo ayer Suárez—, porque el que gane va a tener posibilidades de clasificar y el que pierda seguramente no”.

“Nos jugamos la vida contra ellos, y ellos igual con nosotros, así que va ser un compromiso muy duro”, respondió el volante ecuatoriano Christian Noboa.

Según aseguró Rueda, planteará un equipo no muy distinto al que perdió contra los helvéticos. Será el mismo 4-4-2. Claro: habrá que trabajar mucho la concentración y el rendimiento de los jugadores, especialmente el de su principal figura, Antonio Valencia, volante del Manchester United. Su actuación el pasado domingo fue más que discreta.

“Ecuador es una gran selección, que posee jugadores de la mismas características que nosotros. Son muy rápidos, muy fuertes. A ellos también les gusta tener la pelota, tener mucha movilidad. Sabemos que va a ser un partido muy rápido, muy abierto”, afirmó el atacante hondureño Jerry Palacios.

Su selección, sin embargo, tiene una baja sensible. Wilson Palacios, una de las piezas fundamentales de los centroamericanos, fue expulsado en el encuentro contra los franceses y no estará hoy a las 5 p.m. en el Arena da Baixada de Curitiba.

Pero más allá de que ambos técnicos se conozcan y de que hayan dirigido ambas selecciones, lo cierto es que siempre que se han enfrentado estos dos países los resultados tienden a ser muy parecidos. Y tienden a ser encuentros, aunque intensos, poco abiertos. De trece juegos que han disputado, en ocho han empatado. Honduras ha ganado dos y Ecuador tres. Incluso, ambos han marcado una cantidad similar de goles: el primero 13 y el segundo 14.

Sin embargo, sea cual sea el resultado, Rueda, a todas luces, la tiene más complicada: el miércoles 25 debe pararse contra una Francia que tiene un lúcido Benzema que cada vez da más sorpresas.