Por la gloria de los 'Diablos Rojos'

Un joven y renovado Bélgica, que desde el año 2002 no va a una Copa del Mundo, espera volver a ser el temido equipo europeo. Con figuras de la talla de Vincent Kompany, el arquero Courtois y Eden Hazard, quiere ser la escuadra revelación.

Con su 1,90 metros de estatura, Marouane Fellaini será el encargado de liderar el medio campo de Bélgica. / AFP

Con la esperanza de superar la gloriosa generación de la década de los 80, que le trajo grandes victorias futbolísticas a Bélgica como el honroso cuarto lugar, el experimentado Vincent Kompany y su ‘kínder’ de jugadores que actúan en las mejores ligas del planeta buscarán recuperar el lugar que durante varios años ostentaron los temidos ‘Diablos Rojos’. En su debut, los belgas enfrentarán a Argelia, un equipo que en su mayoría —14 de los 23 convocados— está compuesto por hombres que nacieron en Francia y jugaron en las selecciones menores del país europeo.

Muchos de los franco-argelinos también juegan en las mejores ligas europeas. Sin embargo, en los papeles, la plantilla de Bélgica es de lujo. En el arco tienen a quien es considerado hoy en día el mejor arquero del mundo: Thibaut Courtois, el guardameta del reciente campeón de Liga y subcampeón de la Champions League, Atlético de Madrid. En la defensa, Kompany, el capitán de la selección y del Manchester City —quien por casi una década buscó jugar una Copa del Mundo—, estará acompañado de Thomas Vermaelen, central del Arsenal de Inglaterra.

El medio campo es aún más impresionante. Mientras en la contención tiene al volante Marouane Fellaini, ese gigante con afro que se ha caracterizado por su juego fuerte y buen manejo del balón, en la creación estará la nueva joya del Chelsea, Eden Hazard. Su fútbol ha dejado boquiabierto a más de un aficionado, que con rapidez y gambeta son el complemento perfecto con Romelu Lukaco para la fórmula de gol.

Con 1,90 metros de estatura y 21 años, este joven delantero ya ha jugado con clubes como el Chelsea y el Everton —actual equipo—.

Bélgica está llamada a ser el equipo revelación del Mundial. Con un grupo relativamente fácil, ya que Corea del Sur y Argelia —a diferencia de Rusia— no representan mayor peligro, esperan pasar a la segunda ronda. De salir victoriosos, en este punto tendrían que enfrentarse al Portugal de Cristiano Ronaldo o a la máquina alemana que goleó 4-0 en su primera salida a los portugueses.

Muchos dicen que Kompany es el líder del vestuario. Que cuando el capitán habla, “todo el mundo se calla”, como lo dijo el joven Hazard. Aunque hay grandes expectativas, Kompany ha recalcado que la mayoría en este equipo son debutantes y que en una Copa Mundo los partidos son a otro precio. Por este motivo, cree que si bien pueden tener excelentes resultados, su mejor momento puede venir luego del Mundial, cuando sus compañeros tengan más experiencia.

Temas relacionados