Islam Slimani, el delantero que hace historia con Argelia

El ariete fue el anotador del empate entre su selección y Rusia, que le valió la clasificación al equipo africano a los octavos de final.

Lo tenía en su cabeza desde que llegó al Mundial y fue con lo que consiguió una gesta inédita para Argelia. Mucho se ha escrito acerca de que los sueños muchas veces se hacen realidad. Y eso es ni más ni menos lo que está viviendo Islam Slimani, el delantero de Argelia que con un limpio frentazo estampó la igualdad ante Rusia en Curitiba y decretó la clasificación de los Zorros del Desierto a los octavos de final por primera vez en la historia.

El atacante del Sporting Club de Portugal había tenido una formidable actuación ante la República de Corea, partido en el que anotó un tanto y dio dos asistencias. Ese desempeño hizo elevar a tope las ilusiones argelinas de cara al crucial encuentro ante los rusos: "En el partido anterior nos salieron muy bien las cosas y sabíamos que teníamos buenas posibilidades. Nos mentalizamos en que podíamos lograrlo y lo hicimos".

El espigado y potente ariete exhibe una amplia sonrisa y se le ilumina la mirada cuando FIFA.com le pregunta sobre sus sensaciones tras haber convertido el gol más trascendente en la historia de su selección: "Fue muy importante porque el partido comenzó mal para nosotros. Nos hicieron el gol muy rápido y eso cambió todo. Pero luchamos cada pelota y confiamos en nosotros. Había dicho que clasificar a la segunda fase era más que un objetivo, era un sueño, y para mí es un sueño hecho realidad".

La explosión de júbilo al final del compromiso en el Arena da Baixada de Curitiba fue una cabal demostración de lo obtenido y una postal de la unidad del equipo africano: "Fue increíble, sencillamente increíble. La afición nos acompañó todo el torneo y en este partido estuvo alentando en todo momento. Somos un grupo muy unido, por eso este es un premio para un equipo fantástico. Me encanta ser parte de esta selección".

Mucho más por delante

En los octavos de final, Argelia deberá enfrentar a la siempre temible Alemania, un desafío que motiva a Slimani. Sobre el juego que se disputará en el Beira-Río de Porto Alegre, el delantero comenta: "Los alemanes están jugando muy bien y todo el mundo sabe de lo que son capaces. Está claro que no somos favoritos, pero confiamos en poder hacer un gran encuentro. Tendremos que estar más concentrados que nunca y jugar el mejor fútbol posible".

Los argelinos dieron la sorpresa en la Copa Mundial de la FIFA España 1982 al vencer a Alemania por 2-1, y Slimani se muestra confiado de  poder repetir. "Sabemos cómo fue la victoria contra Alemania en 1982, con gente como Madjer, Assad o Belloumi. Queremos seguir sus pasos, porque si alguna vez fue posible hacerlo, entonces por qué no soñar con que se pueda hacer otra vez".

Y si de sueños se habla, nadie mejor en este momento que el atacante argelino. "Vinimos a Brasil con el objetivo de pasar de fase. Ahora que lo cumplimos, podemos estar orgullosos pero no debemos conformarnos sólo con esto. Siempre uno quiere más y esperamos poder seguir con este sueño, no quiero que nadie me despierte" culmina entre risas. Y habrá que creerle, porque cuando algo se le mete en la cabeza a Slimani 

Temas relacionados