Juan Carlos Osorio, un técnico metódico y apasionado por la táctica

El seleccionador acumuló ocho triunfos consecutivos al frente de México, pese a que cuando llegó al banquillo fue señalado por su nula experiencia al frente de combinados nacionales.

Juan Carlos Osorio, técnico de la Selección de México. Foto: AFP

El mejor cliente de las fábricas de conos, esos artículos de colores llamativos que utilizan los técnicos para ordenar los entrenamientos en las canchas, es el seleccionador colombiano de México Juan Carlos Osorio, un técnico metódico y apasionado por la táctica.

Su particular método para colocarlos y la con la que los deja a sus pies se dejan ver al inicio de todos los entrenamientos del Tricolor. Osorio mueve sus piezas como si de un ajedrez se tratara.

Mientras los jugadores calientan a las ordenes del preparador físico antes de asumir una mayor intensidad en la práctica hasta llegar al fútbol, el estratega hace "su" trabajo: carga conos, camina, se agacha, coloca, quita, mide, pone, vuelve a quitar y vuelve a poner todos y cada uno de los conos hasta que queda convencido de su posición.

En el tradicional ejercicio de Osorio, los conos son utilizados como "una herramienta didáctica-pedagógica", explicó en un charla explicativa en los pasillos del hotel donde la selección se concentra en Hollywood (California). Señaló que en sus trazos para colocar los conos utiliza las líneas naturales de la cancha, una práctica que, según él, es el único que la utiliza. "Yo nunca he visto que otros entrenadores marquen la cancha como lo marco yo", indicó.

Para darle sentido a su "clase de fútbol" se ayuda de las líneas laterales del campo y tras hacer una perpendicular imaginaria, ubica el vértice del área grande, la línea del área chica, y utiliza las líneas intermedias para darle a conocer a sus jugadores "los puntos de referencia donde deben de estar dentro de la estructura táctica".

En palabras del ex técnico del Atletico Nacional de su país, ese aprendizaje y esa mecánica de movimientos, que se refuerza como en todo deporte mediante su constante repetición, le proporciona una ventaja a los jugadores a la hora del partido. Los jugadores llegan al partido con "una referencia y yo haría lo mismo si no tuviera los conos" explicó Osorio, quien añadió que diría: "del vértice acá juegan el extremo, el lateral, el interior".

Osorio, quien antes de ser técnico trabajo como preparador físico y luego como asistente, cuenta con licencia de director técnico tipo "A" de la UEFA y se formó en clubes como el Manchester City y Libverpool en Inglaterra. En la tarea del colombiano también participan sus colaboradores y amigos, Luis Pompilio Paéz, auxiliar técnico, y Jorge Enrique Ríos, preparados físico.

El "recreacionista", como se le conoce a Osorio por su genuina forma de ver y entender el fútbol, tiene actualmente la misión de meter a la selección mexicana en la final de la Copa América para conseguir que México obtenga por primera vez el título de esta competición.