MetLife Stadium hace olvidar la NFL por unos días y acerca el fútbol a Nueva York

El escenario que este domingo sea el anfitrión para el partido entre Ecuador y Haití, espera ser una sede acorde a la fiesta que se esta viviendo en esta Copa Centenario.

El MetLife Stadium será el recinto donde se juegue la final de la Copa el próximo 26 de junio. / Conmebol.com

La Copa América Centenario se acerca por fin a Nueva York con el primero de los tres partidos que se disputarán en el MetLife Stadium, la última sede que entra en acción y el escenario donde tendrá lugar la gran final del fútbol continental el próximo 26 de junio.

Con capacidad para unos 82.000 espectadores, hay que cruzar al otro lado del río Hudson para llegar hasta el estadio, aunque está a menos de 14 kilómetros de la Gran Manzana y a unos 25 minutos en coche (si el tráfico lo permite).

El MetLife Stadium se ubica en la localidad de East Rutherford, un pequeño municipio del estado vecino de Nueva Jersey con menos de 10.000 habitantes y muy bien conectado con Manhattan, donde trabajan a diario muchos de sus vecinos.

Inaugurado en 2010, es la sede compartida de los dos principales equipos de Nueva York que juegan en la Liga de Fútbol Americano (NFL), los Giants y los Jets, y hace dos años la final de la Super Bowl se disputó en ese estadio.

Mañana no será la primera vez que el terreno de juego se adapte al "soccer", ya que en el pasado ha acogido partidos internacionales con selecciones como Brasil, Argentina y Estados Unidos, y en agosto se jugará un amistoso entre el Real Madrid y el Bayern Munich.

Además del encuentro entre Ecuador y Haití, el estadio también acogerá uno de los cruces de cuartos de final, que tendrá lugar el próximo 17 de junio, y la gran final de la Copa América Centenario el día 26.

El MetLife, en el que se invirtieron unos 1.600 millones de dólares, está escasa distancia del otro gran estadio de fútbol de la zona, el Red Bull Arena, donde juegan los Red Bulls de Nueva York, uno de los equipos de la Major League Soccer (MLS).

El estadio está muy bien comunicado con el centro de Manhattan, ya que cuenta con autobuses directos desde la estación de Port Authority, en la calle 42. y una parada de la línea ferroviaria de Nueva Jersey que conecta con Penn Station, en la calle 34.

Seis años de historia donde al margen de los eventos deportivos, miles de personas han disfrutado de grandes conciertos de estrellas como Bon Jovi, Taylor Swift o Rhianna, y donde este verano están previstas actuaciones de sir Paul McCartney o Beyoncé