Multas para Barcelona y Athletic por los pitos al himno de España

Las sanciones son consecuencia de los incidentes que se presentaron el pasado 30 de mayo en la final de la Copa del Rey.

AFP

Las autoridades españolas decidieron este lunes multar al Barcelona (66.000 euros) y al Athletic de Bilbao (18.000) por los pitos que recibió el himno español por parte de los aficionados y otros incidentes sucedidos durante la final de la Copa del Rey el 30 de mayo.

"Proponer una sanción de 66.000 euros al Barcelona, 18.000 al Athletic y 123.000 a la FEF (Federación Española de Fútbol)", decidió la Comisión Antiviolencia, reunida en el Consejo Superior de Deportes.

"Proponer para sanción a los posibles autores materiales de diferentes conductas, cuyo objeto premeditado era transformar el espectáculo deportivo en un escenario de reivindicación política mediante actitudes intolerantes (pitar al Himno Nacional y a S.M. El Rey)", señaló como uno de los motivos de la sanción.

"(Actitudes) generadoras de riesgo en el propio recinto (por los antagonismos políticos que podrían haberse suscitado de producirse reacciones contra aquéllas) y en el futuro (al generarse la falsa identificación, en todo el territorio nacional, de una determinada condición política por parte de los aficionados de los clubes intervinientes)", continuó.

El Barcelona reaccionó a la decisión de la Comisión Antiviolencia con un comunicado.

"El FC Barcelona considera injusta e inaceptable la propuesta de sanción de 6.000 euros dictada esta tarde por la Comisión Antiviolencia por una presunta inacción ante una reivindicación política", señaló.

"En cuanto a la propuesta de sanción de 60.000 euros por un presunto incumplimiento de las obligaciones exigibles de seguridad, el club también presentará las alegaciones pertinentes", añadió.

Además el Barcelona agregó que "defenderá la libertad de expresión de sus socios y aficionados y que los hechos sucedidos en el Camp Nou fueron el reflejo de un sentimiento, ni organizado ni canalizado por la Entidad, pero que el club respeta totalmente".

El 30 de mayo, en medio de las tensiones nacionalistas en Cataluña y el País Vasco, ambas aficiones recibieron con una ensordecedora pitada al rey Felipe VI, en su primera final del torneo como monarca, e impidieron escuchar el himno español que retumbaba por la megafonía del Camp Nou de la capital catalana.

El Barcelona ganó 3-1 al Athletic con dos goles del argentino Lionel Messi y un tanto del brasileño Neymar.