Zidane: “No estoy molesto con James”

El entrenador del Real Madrid habló sobre el viaje de 22.000 kilómetros del colombiano.

James Rodríguez, mediocampista del Real Madrid. Foto: AFP

Siempre que Zinedine Zidane habla lo hace serio, sea cual sea la pregunta que le toque responder. No obstante, siempre termina con una sonrisa. Por eso resulta interesante observar como la carga emocional de sus réplicas van variando a medida que llega a su conclusión. Por ejemplo, cuando se le consulta por los 22.000 kilómetros recorridos por James Rodríguez durante el parón internacional de selecciones, para no acabar disputando ni un solo minuto con Colombia, su respuesta resulta tan sencilla de comprender. “No estoy molesto porque haya viajado. En su cabeza puedo entender que tuviera la ilusión de poder jugar con su país. Lo bueno es que ha sido listo para decir que no podía hacerlo y que tenía que recuperarse. Por los 22.000 kilómetros no pasa nada, esto no cambia la vida de un jugador”, argumentó el técnico del Real Madrid.

Pero Zidane se molestó cuando tuvo que valorar la ausencia de Sergio Ramos, con el que no podrá contar durante seis semanas tras su esguince de tobillo. "Sí que estoy molesto con la lesión de Sergio. Es uno de los capitanes, un jugador importante y que lo pone todo en el campo. Lo importante es que haga todo lo posible para volver con nosotros cuanto antes. A los jugadores importantes siempre se les critica. Luego si son justas o no... Yo sobre las de Sergio digo que no. Cada uno puede opinar, pero él está a tope con nosotros", aseguró.

Hablando de críticas, y en un discurso que sonó tan sincero como parecía, Zidane no quiso mantenerse al margen de los malos resultados obtenidos por el Madrid (cuatro empates consecutivos) y se colocó él mismo en el centro del análisis. "No voy a comentar lo que dicen, siempre las he aceptado incluso cuando era jugador, que era muy crítico conmigo mismo. En cuanto a mi trabajo como entrenador voy a hacer lo mismo. Si encadenamos cuatro empates seguidos yo soy el responsable y tengo que encontrar la solución. No soy ningún mago, hay que trabajar para salir de esta situación. Tal vez yo tenga que mejorar como entrenador. No por haber ganado una Champions voy a creer que soy un gran entrenador. Todavía soy joven y tengo muchas cosas que aprender", precisó Zidane.

Sin embargo el francés sabe que hay que seguir mirando adelante, la temporada es larga y aún queda un camino por recorrer: “Hay que darlo todo, como a todos queremos jugar el balón, poner intensidad. Yo no he inventado el fútbol, quiero que los jugadores hagan lo que mejor saben, lo que hemos hecho muchas veces. Hemos hecho un gran trabajo seis meses y eso es lo que quiero encontrar otra vez, siempre a partir del juego”, finalizó el estratega.