Este fue el hoyo que se tragó al golfista