Niño, en presencia de Tiger Woods, logró hacer un hoyo en uno