Catherine Ibargüen ganó la parada de la Liga Diamante en Shanghái

La campeona olímpica de salto triple se paró en lo más alto del escalafón mundial gracias a una marca de 14.80 metros. Aprovechó la ausencia de la campeona mundial, la venezolana Yulimar Rojas.

AFP

La colombiana Caterine Ibargüen, campeona olímpica de triple salto, se situó a la cabeza del escalafón mundial del año al imponerse en la reunión de Shanghái, segunda de la Liga de Diamante, con una marca de 14,80 metros.

Leer más: Los nuevos retos de Caterine Ibargüen

La colombiana había estrenado campaña el 28 de abril en Medellín con un registro de 14,54 -entonces segundo de la lista mundial- y era la favorita en el estadio de Shanghái, en ausencia de la campeona del mundo, la venezolana Yulimar Rojas.

El concurso quedó definido desde el primer turno como una batalla de Ibargüen contra las dos jamaicanas, Kimberly Williams, hasta hoy líder de la lista mundial del año con 14,64, y Shanieka Ricketts, tercera. Sólo dos centímetros las separaron en su primer salto: 14,21 para Ibargüen, 14,20 Rocketts y 14,19 Williams.

Pero la campeona olímpica marcó distancias en su segundo salto (14,38) y en el tercero se puso al frente del ránking mundial del año con 14,66, marca que todavía mejoró en la última ronda con 14,80. Ricketts terminó segunda con 14,55 y Williams tercera con 14,35.