El atletismo a sus pies

Justin Gatlin, nuevo campeón del mundo de los 100 metros, se rinde ante el mejor de la historia, el gran Usain Bolt.

El nuevo campeón mundial, Justin Gatlin, le hace honores al mejor velocista de todos los tiempos, Usain Bolt.

Estados Unidos, Etiopía y Kenia lideran el Campeonato Mundial de Atletismo Londres 2017, después de tres jornadas.

El hecho más destacado hasta el momento ha sido la victoria del estadounidense Justin Gatlin en la final de los 100 metros planos, en la que superó a su compatriota Chris Coleman, la nueva figura de la velocidad, y nada menos que al jamaiquino Usain Bolt, quien con un decepcionante tercer lugar se despidió de las pistas, pues esa fue su última prueba individual, así todavía tenga que disputar el relevo de los 4x400.

Bolt, 11 veces campeón mundial y quien tiene además ocho títulos olímpicos, fue despedido antes, durante y después de la carrera por cerca de 60 mil espectadores que nunca dejaron de corear su nombre. Tampoco ayer, en la ceremonia de premiación, en la que Gatlin, sancionado por dopaje en 2006 y 2010, recibió chiflidos por parte de la afición, que idolatra al jamaiquino.

Ni siquiera el gesto de reverencia que le hizo el nuevo campeón al mejor velocista de todos los tiempos, una vez finalizada la competencia, logró redimirlo ante los asistentes al estadio Olímpico. Eso sí, sin duda esa será la imagen del Mundial.

Para el recuerdo quedará igualmente la celebración de la estadounidense Tori Bowie en la final de los 100 metros femenina, en la que superó al cierre de la jornada de ayer a la marfileña Ta Lou y a la holandesa Dafne Schippers.

La gran decepción fue la jamaiquina Elaine Thompson, quien era la favorita para llevarse la corona. Por primera vez en 10 años Estados Unidos ganó el hectómetro masculino y femenino, una competencia que últimamente dominaron los Reggae Boys.

El turno para Caterine

Hoy, desde las 2:25 p.m., con transmisión por Caracol HD2, la colombiana Caterine Ibargüen buscará su tercer título mundial consecutivo en la prueba del salto triple.

La antioqueña, de 33 años de edad, logró la medalla de bronce en la especialidad en el cita de Daegu 2011 y se impuso luego en las de Moscú 2013 y Pekín 2015. En los Juegos Olímpicos de Londres 2012 quedó segunda y en Río de Janeiro 2016 se llevó la corona.

Sus principales rivales hoy serán la kazaja Olga Rypakova y la venezolana Yulimar Rojas, las mejores el sábado en la ronda de clasificación, con saltos de 14,57 y 14,52 metros, respectivamente.

Caterine avanzó tras su primer intento, en el que logró 14,21. Con ese registro aseguró cupo en la final y no saltó más.

La mejor marca de la temporada la tiene Rojas, con 14,96. Este año Ibargüen hizo 14,86, mientras que Rypakova tiene 14,64. Si nada extraordinario ocurre, entre ellas deberían definirse las medallas.