De la mano de Peyton Manning, los Broncos jugarán el Super Bowl 50

El equipo de Denver venció por 20-18 a los Patriots de Nueva Inglaterra y disputará su octava final de NFL.

El quarterback de los Broncos, Peyton Manning, jugará su cuarto Super Bowl. / EFE

El veterano mariscal de campo Peyton Manning y la defensa se impusieron en el duelo ante Tom Brady y los Patriots de Nueva Inglaterra en el partido por el Campeonato de la Conferencia Americana (AFC) que ganaron 20-18 y consiguieron el pase al Super Bowl 50 a disputarse el próximo 7 de febrero en Santa Clara (California).

Los Patriots que pudieron haber forzado la prórroga en el intento de conversión que tuvieron con 12 segundos por jugarse no lo consiguieron y ahí acabaron las esperanzas de los actuales campeones del Super Bowl de defender el título de campeones de la Liga Nacional de Fútbol Americano (NFL).

Antes del falló de Brady, en la primera parte, el pateador Stephen Gostkowski tampoco pudo hacer el punto extra del touchdown inicial que habían conseguido los Patriots con acarreo de una yarda del corredor Steven Jackson.

Mientras que el apoyador Von Miller se erigió como el gran protagonista de la defensa de los Broncos al conseguir 2,5 derribos al mariscal de campo Brady y ser el segundo jugador en la NFL que lo logra en un partido de la fase final desde 1982.

Junto a la gran defensa, Manning, de 39 años, que jugará su cuarto Super Bowl (2006, 2009, 2013 y 2015), completó 17 de 32 pases para 176 yardas, hizo dos envíos de anotación, no le interceptaron ningún balón, fue derribado tres veces y colocó en 90,1 el índice de pasador.

El mariscal de campo estelar de los Broncos encontró dos veces a su receptor abierto Owens Daniel con pase de 21 yardas en el primer cuarto y con envío de 12 en el segundo, ambos para poner el balón en la zona de las diagonales.

El cuadro defensivo estuvo a la altura del juego de Manning y logró dos interceptaciones y cuatro "sacks" contra Brady.

La defensa, representada por el esquinero Bradley Roby, capturó a Brady cuando éste trataba de hacer un pase de conversión de dos puntos cuando restaban 12 segundos para el final del tiempo reglamentario y preservó la ventaja definitiva para los Broncos.

Manning, que en marzo cumplirá 40 años, tiene asegurado el enfrentamiento con otro mariscal de campo que fue seleccionado con el número uno, como él (1998), sin importar que equipo de la Conferencia Nacional (NFC) gane el partido que van a disputar los Panthers de Carolina y los Cardinals de Arizona.

El veterano Carson Palmer, de los Cardinals, lo eligieron en el sorteo universitario del 2003, mientras que Cam Newton, de los Panthers, fue el número uno en el del 2011.

Manning, ganador del Super Bowl XLI con los Colts de Indianápolis, buscará su segundo título después de haber jugado también la gran final en el 2013 con los Broncos y perderlo ante los Seahawks de Seattle.

El veterano mariscal de campo que superó a Brady, su eterno rival, estuvo fuera de acción en el 2011 debido a una cirugía de columna vertebral que estuvo a punto de costarle la retirada.

A pesar de haber llegado al partido tras superar una lesión en el pie izquierdo, Manning superó a Brady con un ataque aéreo y puso a los Broncos nuevamente en el Super Bowl, aunque la defensa fue la que al final impidió la remontada de los Patriots.

Para el equipo de Denver (14-4) es su octavo viaje a la final de la NFL en la historia de la franquicia y el segundo en las últimas cuatro temporadas.

Luego del triunfo, Manning, de 39 años de edad, con un previsible final cercano en su carrera indicó que "por fin ahora puedo ver la luz al final del túnel".

Luego de lesiones en el tobillo, muslo, hombro, costillas y pies, que lo afectaron en las últimas tres temporadas, Manning logró el pasaporte que lo pone en el Super Bowl.

El mariscal de campo incluso aceptó un recorte de cuatro millones de dólares en su sueldo esta temporada y argumentando que el equipo "quiso probar mi paciencia", decidió jugar el campeonato.

Por los Patriots, Brady, que ha sido duramente criticado desde las finales de AFC de la temporada pasada debido a que se vio envuelto en la acción de desinflar balones de forma ilegal, esta vez no pudo llegar al Super Bowl.

Brady completó 27 de 56 pases para 310 yardas con un pase de touchdown, fue interceptado dos veces, lo derribaron cuatro veces y bajó a 56,4 el índice de pasador.

El ala cerrada Rob Gronkowski volvió a ser la gran figura del ataque de los Patriots al conseguir ocho capturas y 144 yardas de ganancia con una anotación, la que logró a falta de 12 segundos para el final con pase de Brady que mereció mejor suerte ya que fue la gran atrapada del partido al superar a todos los defensores que lo cubrían en la zona de protección de los Broncos.