Justin Gatlin venció a Usain Bolt en los 100 metros de Roma

Gatlin acabó con 9.94, por 9.95 del 'Relámpago'.

Gatlin cortó una racha de dos victorias consecutivas de Bolt en el Olímpico de Roma. Foto: AFP
Gatlin cortó una racha de dos victorias consecutivas de Bolt en el Olímpico de Roma. Foto: AFP

El jamaicano Usain Bolt, gran estrella de la velocidad, decepcionó este jueves en la reunión de atletismo de Roma, quinta etapa del circuito de la Liga de Diamante, perdiendo por una centésima de segundo en los 100 metros ante el estadounidense Justin Gatlin.

Gatlin acabó con 9.94, por 9.95 del 'Relámpago', que hasta ahora sólo había competido en un 100 metros esta temporada, con un discreto 10.09 en las Islas Caimán, lo que había disparado las especulaciones sobre su estado de forma. Por su parte, el francés Jimmy Vicaut finalizó en la tercera posición, igualando su mejor tiempo de 10.02.

El estado físico de Bolt era la gran incógnita de esta reunión, a pesar de que él había dicho en los últimos días que estaba bien y en fase de preparación para la gran cita de este año, el Mundial de Moscú que se llevará del 10 al 18 agosto.

En Roma, la estrella jamaiquina se había impuesto en sus dos anteriores participaciones en la pista del Olímpico, en 2011 y 2012, pero no pudo repetir y esta vez los 'flashes' de los fotógrafos italianos fueron para reflejar su rostro tras este segundo puesto.

"No estaba ahí, no era yo. Tuve una buena salida, pero después de cinco zancadas sentía menos las piernas. Tengo que trabajar más duro. Necesito tiempo", declaró Bolt, visiblemente contrariado por esta derrota.

Gatlin, de 31 años y campeón olímpico en Atenas-2004, celebró a lo grande su victoria sobre Bolt, dando una vuelta a la pista del estadio donde juegan habitualmente sus partidos de fútbol la Roma y la Lazio.

El estadounidense, que estuvo suspendido cuatro años (2006 a 2010) por dopaje, realizó una carrera perfecta, estando por delante de Bolt desde la salida de los 'starting blocks' hasta la línea de meta.

Otro de los platos fuertes de esta reunión italiana era el primer pulso en dos años entre las estrellas del salto de altura, la croata Blanka Vlasic y la rusa Anna Chicherova.