Las medallas de Toronto, hechas con metal americano y envueltas en polémica

La organización de los Juegos Panamericanos ha subrayado que el oro, plata y bronce de las medallas provienen de minas del continente americano, pero no todos están contentos con el origen del metal.

EFE

Durante los Panamericanos Toronto 2015, que se están disputando en la ciudad canadiense hasta el próximo 26 de julio, y los Parapanamericanos, a celebrar del 7 al 15 de agosto, se repartirán 4.238 medallas de oro, plata y bronce en los 825 eventos de podio de las dos competiciones.

Las medallas, diseñadas por la artista indígena canadiense Christi Belcourt, están elaboradas con metal extraído de diferentes explotaciones que el gigante minero canadiense Barrick Gold tiene por el continente americano.

El oro de las medallas otorgadas a los vencedores de cada competición procede de la mina que Barrick tiene en la localidad canadiense de Hemlo, mientras que la plata es de la mina de Pueblo Viejo, en la República Dominicana y el bronce de la mina Zaldívar en Chile.

"Es un honor proporcionar los materiales para las medallas que marcarán el éxito de los mejores atletas de las Américas", declaró el copresidente de Barrick Gold, Kelvin Dushnisky, cuando las medallas fueron reveladas el pasado marzo.

"Todos en nuestra organización, especialmente aquellos que produjeron el bronce, plata y oro, están encantados cada vez que un atleta exhibe su medalla entre los gritos de su país", añadió Dushnisky.

Uno de los atletas más telegénicos de Canadá, el nadador Mark Tewksbury, ganador del oro olímpico en Barcelona 1992, también alabó las medallas que están siendo entregadas en los Panamericanos Toronto 2015.

"Estas medallas son piezas de arte en si mismas y reflejan el duro trabajo, la dedicación y el difícil trayecto que los atletas recorren para colgárselas del cuello", dijo Tewksbury.

Pero no todos ven las medallas como Dushnisky y Tewksbury. Para algunas organizaciones de defensa de los derechos humanos, los 350 gramos de cada medalla representan algo más.

La organización canadiense Mining Injustice Solidarity Network (MISN), un grupo de Toronto dedicado a denunciar actividades abusivas de compañías mineras canadienses en países en desarrollo, ha criticado el papel otorgado a Barrick Gold, a quien acusan de "un espantoso historial en derechos humanos y medio ambiente".

Según MISN, las minas de Hemlo, Pueblo Viejo y Zaldívar son ejemplos de "mala calidad de agua, lo que produce la pérdida de terrenos agrícolas e impactos negativos de salud, y la negación del derecho a autodeterminación a los pueblos impactados".

"Los impactos negativos de salud, la represión, el robo de terrenos y mucho más son endémicos en las minas de Barrick en las Américas y el mundo", añadió la organización canadiense.

MISN quiere aprovechar la celebración de los Panamericanos Toronto 2015 para organizar protestas y llamar la atención sobre las actividades de compañías como Barrick Gold en los países latinoamericanos, algo que ya hizo la semana pasada durante un foro económico que atrajo a la ciudad a líderes de todo el mundo.

Con Barrick Gold como uno de los patrocinadores de los Panamericanos Toronto 2015, los organizadores de los juegos han preferido centrarse en lo positivo.

"Barrick Gold es una de las compañías globales canadienses más conocidas y exitosas, con profundas raíces en la región de los Panamericanos. Estamos contentos de darles la bienvenida como nuestro Proveedor Oficial de Metales", declaró en su momento Saäd Rafi, consejero delegado de Toronto 2015.

Temas relacionados