Río está lista, dice el COI

A pesar de algunas quejas por parte de algunas delegaciones, sobretodo por el estado de la villa olímpica, el presidente del COI, Thomas Bach, afirmó que todo se ha corregido y sólo falta encender la llama.

La villa olímpica de Río ha presentado algunos problemas. Sin embargo, ya todo está solucionado, según el COI. / EFE
La villa olímpica de Río ha presentado algunos problemas. Sin embargo, ya todo está solucionado, según el COI. / EFE

El presidente del Comité Olímpico Internacional (COI), Thomas Bach, aseguró ayer que, pese a los desafíos de última hora que pueden aparecer y a sólo cuatro días de la ceremonia inaugural, Río de Janeiro está lista para organizar unos grandes Juegos Olímpicos.

El dirigente afirmó que, con los preparativos bajo control, la reunión prevista de dos días para evaluar la organización de los Juegos por parte de la Comisión Ejecutiva del COI concluyó en cuatro horas con todas las dudas despejadas. “Tenemos la expectativa de que tendremos unos grandes Juegos, aunque como siempre tendremos desafíos de última hora. Pero los brasileños ya nos mostraron que son capaces de resolver esos desafíos incluso a corto plazo”, dijo Bach en su primera comparecencia ante los medios en el Centro de Prensa del Parque Olímpico de Río de Janeiro.

Al ser preguntado sobre si ese estilo brasileño de Juegos Olímpicos que citaba se refería a algún problema, como obras de última hora, el presidente del COI aclaró que “los Juegos Olímpicos a la brasileña son unos Juegos llenos de pasión y alegría de vivir”. Bach admitió que tras las noticias que recibió sobre el estado de la Villa Olímpica, de la que numerosas delegaciones presentaron quejas por problemas eléctricos e hidráulicos, lo primero que hizo cuando desembarcó en Río de Janeiro esta semana fue dirigirse directamente del aeropuerto a esa instalación. “Pero cuando llegué y hablé con los atletas y los jefes de las delegaciones, vi que todos tenían una visión positiva sobre la Villa Olímpica. Admitieron que si un día antes habían tenido problemas con fugas de agua, ya todo estaba resuelto. El consenso es que la Villa es linda, fantástica, con instalaciones espectaculares y tiene todo lo que necesitan”, afirmó.

Agregó que esa percepción puede extenderse al resto de las instalaciones y pabellones olímpicos, incluyendo la criticada Bahía de Guanabara, sede de las competiciones de vela y cuyas contaminadas aguas llegaron a ser consideradas como una amenaza para la salud de los deportistas. “En este momento estamos haciendo cuatro exámenes por día que muestran que el agua de la bahía está de acuerdo con las condiciones exigidas por la Organización Mundial de la Salud”, subrayó.

Manifestó que, además de las instalaciones olímpicas, también pudo ver que las del llamado legado olímpico, como la nueva línea del metro, la revitalización del puerto de Río y las nuevas autopistas exclusivas para autobuses, están finalizadas y funcionando. “Todo eso está muy bien resumido en un estudio encomendado a una fundación independiente que concluye que, gracias a los Juegos Olímpicos, Río disfrutó de un crecimiento mayor y más equitativo que cualquier otra ciudad de Brasil en los últimos siete años, desde que fue escogida sede olímpica”, afirmó.

Sobre incidentes aislados de seguridad registrados en los últimos días en algunas regiones de Río de Janeiro incluso con la fuerte presencia militar, afirmó que el COI recibe informes regulares de los mismos, pero que tiene plena confianza en las garantías ofrecidas por las autoridades brasileñas. Admitió que el Comité Organizador Río 2016 tiene “desafíos de caja” por falta de recursos para financiar todos los gastos, pero confío en que al final de los Juegos todo esté equilibrado, incluso con la ayuda financiera del propio COI.