Robert Farah se luce y da dos oros a Colombia en los Juegos Panamericanos

El vallecaucano no se conformó con el metal dorado logrado en la final del tenis masculino, sino que revalidó su actuación en dobles.

El tenista colombiano Robert Farah vivió este sábado una noche inolvidable al ganar dos medallas de oro de los Juegos Panamericanos de Guadalajara-2011 en individuales y dobles en unas pocas horas.

En el partido que cerraba el tenis en los Panamericanos, Farah y su compañero Juan Sebastián Cabal ganaron a los ecuatorianos Julio Campozano y Roberto Quiroz por un inapelable 6-0 y 6-4 en sólo 48 minutos.

Tan solo dos horas antes, Farah había cosechado para Colombia la primera medalla de oro de los Panamericanos en tenis para el país al deshacerse del brasileño Rogerio Dutra por 6-4 y 6-3 en un partido lleno de intensidad.

El 'Rogerinho' dominó por momentos el encuentro, pero el 'papi' fue superior con un juego de mucha fuerza y precisión, con un saque de una rapidez imponente que fue clave en el triunfo.

"La clave fue estar muy fuerte mentalmente. Rogerio es un jugador que nunca se rinde, que nunca para", explicó el caleño de 24 años en rueda de prensa.

Farah, 230 de la ATP y octavo preclasificado, comenzó abajo en el primer set, luego de permitir que le quebraran el saque en su segundo servicio. "¡Vamos papi!", gritó y una mezcla de silbidos y aplausos le respondió desde la tribuna.

"Necesitaba darme ánimos, motivarme", explicó después. Y funcionó, pues el colombiano consiguió romper el servicio del contrario para colocar la pizarra en 4-4 para luego tomar la ventaja y llevarse el primer set.

El segundo parcial comenzó parejo, sin posibilidades de quiebre para ninguno de los dos, hasta el séptimo juego, cuando Farah consiguió romper el servicio del 'canarinho', reafirmar su confianza e imponerse con contundencia.

Para Dutra, el resultado se explica facilmente: "Robert jugó mejor y merecía ganar".

El partido fue intenso no sólo en la cancha sino en las tribunas, con un público eufórico y dividido en el centro de tenis Telcel de Guadalajara, que aplaudía, vitoreaba y abuchaba.

Brasil pierde así el título que había ganado en el tenis individual masculino en Rio de Janeiro-2007 con Flavio Saretta.

El bronce fue para el veterano dominicano Víctor Estrella, que consiguió la primera presea para el tenis individual de su país tras derrotar al ecuatoriano Julio César Campuzano con parciales de 3-6, 7-5 y 6-3.

"Fue un partido de mucha presión porque República Dominicana no había ganado medalla (en tenis individual) en los Panamericanos, era mi gran deber", comentó a los periodistas Estrella, de 31 años, luego del triunfo.

El joven de Guayaquil comenzó dominando el partido, pero el isleño logró recuperarse con dificultad en el segundo para después dominar cómodo el tercero y último set del partido que se extendió por más de dos horas.

La única medalla panamericana en tenis para República Dominicana fue en dobles en La Habana-1991.

"Es maravilloso que ese pedacito de tierra quede entre los tres mejores del continente. Para mí, más que en un bronce, es un doble oro", siguió, ya emocionado y con lágrimas en sus ojos.

"Me siento muy bien y listo para buscar una nueva medalla para Colombia", adelantó entre tanto, el medallista colombiano, tranquilo y distendido justo antes de iniciar la final de dobles.

En la final del tenis femenino, la estadounidense Irina Falconi consiguió su pase a los Juegos Olímpicos de Londres-2012 al imponerse cómodamente a la puertorriqueña Mónica Puig con parciales 6-3 y 6-2.

Mientras que los honores en dobles fueron para las argentinas Florencia Molinero y María Irigoyen que revalidaron su título en el Panamericano carioca al imponerse por 6-4, 2-6 y 10-6 a las estadounidenses Chris McHale e Irina Falconi.