Presupuesto de 2010: más deuda, mayor déficit y menor inversión

El monto radicado en el Congreso fue aforado en 148,3 billones de pesos.

Con un crecimiento del 7 por ciento, cerca de tres veces de la expansión esperada para la economía de 2010 de 2,5%, el Gobierno radicó en el Congrego el proyecto de Presupuesto para 2010 aforado en 148,3 billones de pesos.

El ministro de Hacienda, Óscar Iván Zuluaga indicó que el servicio de la deuda, las pensiones y el Sistema General de Participaciones concentran más del 60 por ciento del Presupuesto General de la Nación.

La deuda crecerá de 36,6 billones de pesos de 2009 a 40,7 billones de pesos para un año después, lo que significa un crecimiento de 11 por ciento.

Dice el informe del ministerio de Hacienda que en el Presupuesto presentado este miércoles se proyectan pagos de deuda externa totales por 3.738 millones de dólares.

La deuda del Gobierno Nacional Central representará el 36 por ciento del PIB (producto interno bruto), mientras que la del sector público no financiero crecerá hasta ser el 26,6 por ciento del PIB.

El déficit fiscal proyectado para el Gobierno Central será de 4,3 por ciento, mientras que el faltante para el sector público consolidado, es decir el Gobierno central y los regionales, será de 3,4 por ciento, que el ministerio de Hacienda considera normal en las actuales circunstancias de crisis económica mundial.

Gastos de funcionamiento frente a inversión

Pese a que el ministro indicó que no se tiene previsto un crecimiento en la nómina estatal, los gastos de funcionamiento muestran un aumento de 15 por ciento, cuando pasan de 72,3 billones actuales a 83,1 billones proyectados para el próximo año.

Explica el informe que 1,7 billones se destinan al incremento en los gastos de personal y generales, destinados a cubrir la provisión para incremento salarial de los empleados públicos, que proyecta un alza salarial de 4 por ciento, y el mayor costo de la ampliación del número de miembros de la fuerza pública que supera los 6.800 efectivos.

En el monto del Presupuesto, el Gobierno destinó 600.000 millones de pesos para atender las necesidades electorales de 2010 como son las elecciones parlamentarias, las consultas de los partidos y de los miembros del Parlamento Andino.

Contario al dinamismo registrado en funcionamiento, la inversión apenas registra un crecimiento de 8,3 por ciento pues pasará de los actuales 21,6 billones de pesos a 23,4 billones de pesos proyectados para 2010, sin incluir los subsidios a los combustibles y la seguridad democrática.

El Gobierno destina 2,6 billones de pesos para el programa Familias en Acción, sin especificar el monto anunció que fortalecerá los macroproyectos de vivienda urbana y subsidios de vivienda para la población desplazada.

Los recursos destinados para atender las necesidades de la guerra, ascienden a 21,1 billones de pesos, que frente a los 20,3 billones de pesos registra un crecimiento de 3,9 por ciento. El director de Planeación Nacional Esteban Piedrahita explicó que cerca del 10 por ciento de este monto se va para inversión en la fuerza pública.

Temas relacionados

 

últimas noticias
contenido-exclusivo

Así forman a los futuros líderes de Colombia