Sindicatos canadienses se interponen a firma del TLC con Colombia

Una de las mayores organizaciones sindicales solicitó "la inmediata interrupción de cualquier plan del Gobierno federal".

Organizaciones sindicales canadienses solicitaron el viernes la congelación de un acuerdo de libre comercio entre Canadá y Colombia después de que el Gobierno y el principal partido de la oposición llegaran a un acuerdo que garantiza la aprobación del tratado en el Parlamento.

Una de las mayores organizaciones sindicales del país, Canadian Auto Workers (CAW), solicitó el viernes "la inmediata interrupción de cualquier plan del Gobierno federal" sobre el acuerdo de libre comercio "sin garantías de una valoración independiente del impacto sobre derechos humanos".

El presidente de CAW, Ken Lewenza, dijo a través de un comunicado que "las constantes violaciones de derechos humanos en Colombia incluyen la intimidación, ataques y asesinatos de líderes sindicales y significa que nuestros diputados deberían abandonar esas conversaciones de forma inmediata".

El anuncio de CAW se produce después de que el gubernamental Partido Conservador (PC) , del primer ministro Stephen Harper, y el opositor Partido Liberal (PL) llegasen a un acuerdo que garantiza la aprobación parlamentaria del tratado de libre comercio.

EL PC necesita el apoyo de la oposición ya que gobierna en minoría. Los otros dos grupos parlamentarios, el Bloque Quebequés (BQ) y el Partido Nueva Democracia (PND) ya han señalado que se opondrán al acuerdo por entender que no garantiza la defensa de los derechos humanos.

El tratado de libre comercio fue firmado en 2008 por el Gobierno de Harper, pero desde entonces ha estado entrampado en el Parlamento canadiense
El acuerdo entre conservadores y liberales se produjo cuando el Gobierno de Harper aceptó una enmienda al tratado por la que se solicita que Canadá y Colombia emitan informes conjuntos anuales del impacto sobre los derechos humanos del pacto en los dos países.

El periódico The Globe and Mail dijo que el acuerdo sólo fue posible después de que un destacado diputado liberal, Scott Brison, se reuniese de forma confidencial hace dos meses en la localidad suiza de Davos con el presidente colombiano, Álvaro Uribe, y su ministro de Comercio, Luis Plata
Según el rotativo, Brison propuso en esa reunión un convenio paralelo entre los dos países sobre los informes de derechos humanos.

El acuerdo entre el Gobierno colombiano y el Partido Liberal de Canadá sólo se finalizó a mediados de marzo, lo que ha permitido el apoyo liberal al pacto comercial.

Otro destacado sindicato canadiense, OPSEU, que agrupa a los empleados del sector público de Ontario, ha denunciado "el acuerdo secreto" y lo calificó de "peligroso" porque "permite que los Gobiernos de Canadá y Colombia escriban sus propios informes anuales de derechos humanos" en vez de requerir informes independientes.

Pero Brison ha defendido el pacto con Colombia al señalar que "es el primer acuerdo de libre comercio del mundo que requiere una valoración anual de derechos humanos para ser presentada en los parlamentos de los dos países".

El Parlamento canadiense tiene previsto el voto final sobre el tratado en la primavera.

Temas relacionados