Canadá tiene problemas con la marihuana, pero porque escasea

El país busca legalizar la marihuana recreativa en los próximos 12 meses, pero sus funcionarios advierten que no tienen el suministro suficiente.

Bloomberg.

El mayor desafío para el futuro mercado de marihuana recreativa legal de Justin Trudeau es una escasez de hierba, dice el ministro de Finanzas de Ontario, la provincia más populosa de Canadá.

Charles Sousa dijo que se discutió la falta de oferta esta semana en una reunión con sus colegas provinciales y federales. Canadá busca legalizar la marihuana recreativa en los próximos 12 meses; sería la primera economía de importancia en hacerlo. Un analista dijo que le preocupa que el Gobierno pueda poner la escasez de oferta de excusa para posponer el lanzamiento del programa.

“En última instancia, el problema más grande que surge tras la discusión de hoy es de oferta”, dijo Sousa en una entrevista esta semana. Se les dijo a los ministros de Finanzas que la demanda de marihuana en Canadá ya es “bastante alta”, dijo. “Por eso, queremos asegurarnos de que cuando procedamos, haya suficiente oferta para contener la actividad porque lo que estamos intentando hacer es frenar el uso ilícito y el crimen organizado que existe alrededor de eso hoy”.

El esquema de Trudeau para la legalización, presentado en abril, se apoyará en las provincias canadienses, que crearán regímenes de venta y distribución, y como mínimo comenzará a vender marihuana recreativa por correo antes de julio de 2018. Todavía no se definieron detalles fundamentales, como los impuestos. El ministro federal de Finanzas, Bill Morneau, dijo que apoya una tasa impositiva que destruya el mercado negro, uno de los objetivos fundamentales del Gobierno. “En conclusión, eso nos llevaría a decir que las tasas impositivas deben ser bajas”, dijo Morneau a los periodistas tras la reunión del 19 de junio, donde dijo que ellos habían discutido la necesidad de un enfoque “coordinado”.

Escasez

La floreciente industria canadiense de la marihuana aumentó su valor ante el optimismo por el plan de Trudeau para la venta recreativa, que según dijo Canaccord Genuity Group Inc. en noviembre podría llegar a 6.000 millones de dólares canadienses (US$4.500 millones) al año para 2021. La demanda conjunta de marihuana recreativa y medicinal podría alcanzar 575.000 kilos para 2021, según el informe.

Las empresas todavía están intentando construir y expandir sus instalaciones y todo tendría que darse “perfectamente” para que haya suficiente oferta, dijo Jason Zandberg, analista de PI Financial. Probablemente las primeras ventas se hagan online y por correo, en tanto el mercado no podría almacenar suficientes existencias en los dispensarios del Gobierno por todo el país.

Canadá tenía 167.754 usuarios registrados de marihuana medicinal el 31 de marzo, el triple que un año antes. La escasez de oferta ya es un problema para el mercado de marihuana medicinal del país, dijo Greg Engel, máximo ejecutivo de Organigram Holdings Inc., un productor con sede en Moncton.

El mes pasado, Health Canada prometió acelerar su proceso de aprobación para quien solicite una licencia para cultivar marihuana. La agencia empezó a trabajar más rápido, pero un productor nuevo todavía tarda hasta un año en aumentar la producción y llevar su producto al mercado, dijo Cam Mingay, socio sénior de Cassels Brock y analista de la industria.

“Básicamente, queremos estar seguros de que todo Canadá pueda implementar y distribuir al mismo tiempo”, dijo Sousa. “Creo que algunas provincias todavía intentan entender cómo hacerlo”.

 

últimas noticias