No Stories: música #EnCasa para días de cuarentena

hace 3 horas
Moda sostenible y ética
contenido-exclusivo

De 70 litros a un vaso de agua: la revolución en la industria del jean

Empresas colombianas se sumaron a la iniciativa “MissionZero”, de la compañía española Jeanologia, para reducir el impacto ambiental de la prenda.

Para 2025 se pretende evitar el uso de agua en los acabados del jean. / Cortesía

En el mundo se producen 5.000 millones de jeans al año. Para el proceso de acabado de esta prenda, que se hace con un tejido de algodón conocido como denim, se utilizan 70 litros de agua, 1.5 kWh de energía y 150 gramos de químicos. Los residuos de la fabricación contienen grandes cantidades de químicos tóxicos que se vierten a los ríos y mares del planeta. No en vano, la industria de la moda es la responsable del 20 % de la contaminación mundial del agua.

Además de la contaminación que genera, los procesos y la manipulación de los químicos son perjudiciales para la salud de los trabajadores. A raíz de esos problemas, hace 25 años nació la empresa Jeanologia, creada por José Vidal y su sobrino, Enrique Silla, en Valencia, España.

Le puede interesar: La disputa gremial por los aranceles a las prendas de vestir

La empresa empezó como consultora en acabados de denim. Sin embargo, con los años desarrolló su propia tecnología para transformar la industria textil mediante procesos ecológicos. Asimismo, utiliza láser para aumentar la productividad, reducir el consumo de agua y energía, y eliminar los residuos de emisiones perjudiciales. Con estos dos métodos hacen al sector más ético, sostenible y eficiente.

“Trabajamos con el objetivo de transformar nuestra industria, que tradicionalmente ha tenido un gran impacto medioambiental, proporcionando alternativas para convertirla en transparente y ecoeficiente”, dijo Carmen Silla, gerente de marketing de la empresa.

La acogida de sus prácticas ha sido tal, que más del 35 % de los 5.000 millones de jeans que se hacen al año se realizan con sus tecnologías, tienen más de 250 empleados y está presente en más de 60 países.

En 1999, Jeanologia lanzó su primera innovación al mercado. Un textil que reemplazó el lavado tradicional por un proceso láser más ágil. Anteriormente se empleaba arenado, lijado manual y productos químicos agresivos como el espray de potasio de permanganato, que afectaba la salud de los trabajadores.

“En todo proceso de acabado se necesitan trabajos manuales e intervienen grandes cantidades de agua y químicos para conseguir los efectos. Nuestro objetivo es proteger a los empleados y reducir esas cifras”, mencionó Silla.

Entre los productos que ofrece la empresa hay una planta de acabado que garantiza cero vertidos y consigue un ahorro del 85 % de agua; una máquina que customiza las prendas al instante, y e-mark, un software que simplifica la experiencia de diseño y aumenta la productividad, pues permite crear rotos o efectos vintage.

También tienen proceso de lavado por atmósfera, en el que “utilizando el aire se genera ozono, un gas oxidante, para dar a las prendas efecto de desgaste realista”. ¿Cómo funciona? Es una lavadora gigante en la que no intervienen ni agua ni químicos. Solo la atmósfera de ozono que actúa y coacciona con la prenda para limpiarla o bajarla de tono, explicó Silla.

Otro de los servicios es una tecnología que produce nanoburbujas con la cantidad mínima de agua, con la que se reduce hasta un 80 % del líquido. En cuanto a la reutilización, tienen el H2Zero, un sistema inteligente capaz de reutilizar el 100 % del agua.

Su última tecnología reinventa el acabado de una prenda mediante la combinación de tecnología láser, ozono y nanoburbujas. Esto permite que se cumpla el lema “un vaso de agua, una prenda”.

Luego de desarrollar todas esas innovaciones, la empresa se puso una meta. Se trata de la iniciativa MissionZero, que tiene como objetivo para 2025 la deshidratación y desintoxicación en la industria del denim. Para ello trabajan y apoyan a sus clientes en el proceso de transformación. Por ejemplo, a Levi’s, compañía creada en 1853 por Levi Strauss, que modificó sus prácticas en la fabricación de la prenda y adoptó las máquinas de la empresa española en su producción.

La empresa estadounidense quiere que el 80 % del proceso de acabado de sus jeans deje de utilizar agua para 2021. Esta también le recomienda al consumidor reducir las veces que lava la prenda y, cuando lo haga, que se asegure de que la lavadora esté en modo frío para ahorrar energía. Para limpiar un jean se gastan hasta 1.900 litros de agua.

Cifras en Colombia

Casi el 10 % de las prendas de los armarios colombianos están hechas de denim. “Se espera que el tamaño de mercado de jeanswear en Colombia crezca a una tasa ponderada anual compuesta de 2 %, jalonada por la flexibilización de los códigos de vestuario”, según el Instituto para la Exportación y la Moda.

Compañías del país exportaron sus jeans a más de 40 destinos en 2018. Los lugares en los que más se vendieron fueron Estados Unidos, México, Ecuador, Países Bajos, Costa Rica, España, Guatemala, Panamá y Puerto Rico, según Procolombia.

El 95 % de los procesos de acabado de jean en Colombia incluyen el uso de tecnologías como el láser y el ozono. Desde hace 15 años, Jeanologia está presente en el país y trabaja con empresas como Arturo Calle, Army, Be Kool, Pronto, Studio F, Kenzo, Willdy, Atmosfere, Suprema, Chevignon, Tenis y Americanino.

En la edición 32 de Colombiatex, Jeanologia invitó a los empresarios nacionales a sumarse a MissionZero. La compañía aseguró que es el momento de que las empresas colombianas aporten a la transformación de la industria del denim.

904606

2020-02-15T09:16:08-05:00

article

2020-02-15T09:16:08-05:00

[email protected]

none

Lucety Carreño Rojas - [email protected] - @LucetyC

Economía

De 70 litros a un vaso de agua: la revolución en la industria del jean

71

5795

5866

1