Lenta recuperación económica de Europa afectada por el coronavirus

La Comisión Europea mantuvo su pronóstico para el crecimiento económico de 2020 en un 1,2% “moderado”, al mismo ritmo que en 2019. Sin embargo, hay temores sobre los efectos de la epidemia en los negocios.

AFP

Un mes después de un acuerdo entre Estados Unidos y China que ofreció esperanza para el comercio mundial y la industria, el coronavirus que mató a más de 1.000 personas en China y paralizó partes de la capacidad de fabricación del país ha llevado al mundo a una nueva crisis. La Comisión Europea señaló el caso como un “riesgo clave a la baja”.

Las compañías más grandes de Europa ya han detallado la manera en que la epidemia está afectando sus negocios. El jueves, el gigante de las bebidas alcohólicas Pernod Ricard redujo su pronóstico de crecimiento de ganancias para todo el año casi a la mitad. El fabricante de neumáticos Michelin y el rival de Pernod, Rémy Cointreau, también han reducido sus perspectivas, y la Agencia Internacional de Energía prevé que la demanda mundial de petróleo caerá este trimestre por primera vez en más de una década.

Le puede interesar: Demanda global de petróleo bajará por coronavirus

“Si bien algunos riesgos a la baja se han desvanecido, han surgido otros nuevos”, dijo la comisión en su primera actualización importante sobre la economía este año.

En el informe, la comisión mantuvo su pronóstico para el crecimiento económico de 2020 en un 1,2% “moderado”, al mismo ritmo que en 2019. Con 1,3% para este año y 1,4% para 2021, las perspectivas de inflación son ligeramente más altas en comparación con noviembre, pero aún muy por debajo del objetivo del Banco Central Europeo (BCE) de poco menos del 2%.

La incertidumbre sobre la duración y la gravedad del brote “viene con ramificaciones globales generalizadas para la fabricación, con su cadena de suministro transfronteriza”, dijo el comisario europeo de economía, Paolo Gentiloni. “Pero además tiene implicaciones para los servicios, incluidos el transporte y el turismo, tanto dentro como fuera de China”.

A pesar de los riesgos, la comisión dijo que la economía de la zona del euro sigue en un “camino estable”. Esto se debe en parte a que su suposición de base es que el brote del virus alcanzará su punto máximo este trimestre, con “efectos indirectos globales relativamente limitados”.

Aun así, hay preocupación por las perspectivas a corto plazo de China y el grado de trastorno global en un momento en que la fabricación se mantiene débil.

Esta debilidad quedó totalmente de manifiesto la semana pasada con las grandes caídas en la producción industrial en Alemania y Francia. El euro ha caído al mínimo desde 2017 frente al dólar, y la rentabilidad de los bonos alemanes a 10 años permanece muy por debajo de cero.

Incluso se habla de un riesgo de recesión en Alemania, la economía más grande de Europa, y las cifras que se emitirán el viernes podrían mostrar una contracción en el cuarto trimestre.

Esto sería un nuevo golpe para la zona euro y podría renovar la presión sobre los políticos alemanes para aumentar el gasto. Los llamados a los gobiernos con margen fiscal para tomar medidas no han sido escuchados hasta ahora.

El BCE ya está en alerta por las nuevas amenazas a las perspectivas. El gobernador del Banco de España, Pablo Hernández de Cos, se sumó al coro de funcionarios el jueves, al decir que el coronavirus está agravando los riesgos después de algunos signos anteriores de estabilización.

El miembro del Comité Ejecutivo del BCE Philip Lane dijo el miércoles que la economía podría experimentar un “golpe bastante serio a corto plazo”.

904511

2020-02-13T16:52:31-05:00

article

2020-02-13T16:52:31-05:00

mmedina_1280

none

Bloomberg.

Economía

Lenta recuperación económica de Europa afectada por el coronavirus

68

3735

3803