Llevar energía eléctrica a más de 52.000 familias: la meta de MinMinas en 2018

Según proyecciones del Ministerio de Minas y Energía el próximo año se estaría alcanzando el 98% de cobertura energética a nivel nacional. Lugares antes afectados por el conflicto armado serán los más beneficiados.

Pixabay

En medio del balance de las acciones adelantadas por el Ministerio de Minas y Energía en 2017, el ministro de la cartera, Germán Arce, anunció las previsiones en materia de cobertura energética para el próximo año.

Conforme a lo dicho por el funcionario, hubo una “mega meta” que se propuso el Gobierno para el periodo 2014 - 2018: llevar energía eléctrica a más de 173.000 familias. Las acciones adelantadas para dar cumplimiento a este proyecto han permitido alcanzar a cerca de 136.000 nuevos usuarios, lo que deja un saldo de 37.000 para el año que viene. No obstante, el deseo del ministerio, es superar los 52.000.

Lea también: En penumbras: 2,5 millones de colombianos no tienen energía eléctrica

Arce enfatizó que con dicho alcance se estaría cumpliendo con el 98% de cobertura energética a nivel nacional.

Dentro de las acciones adelantadas en los últimos tres años han sido beneficiarias familias como la de Jhonny Tarazona en Abrego, Norte de Santander, que recientemente perdió la costumbre de encender velas en su casa luego de la puesta del sol, o la de Rómulo Obando en Yacopí, Cundinamarca, que acostumbraba despertar a sus hijos a las cinco de la mañana acompañado de la luz que le ofrecía el pábilo de una vela.

“Hasta hace menos de un año para estas familias era impensable contar con una lámpara o un televisor básicamente porque nunca tuvieron energía eléctrica en sus casas”, afirmó el ministro.

También le puede interesar: 20 años más sin cobertura nacional de energía

Para esta cartera el posconflicto ha sido un gran aliado en la expansión de la cobertura energética en Colombia, ya que el cese del conflicto armado facilitó la extensión del servicio en 62 municipios ubicados en 20 departamentos en el último año.

“En las zonas de posconflicto hemos llevado soluciones energéticas con fuentes renovables fotovoltaicas a cerca de 12.700 familias: una muestra más de que el sector energético es clave para el desarrollo social y económico del país”, puntualizó Arce.

Pero el conflicto armado no ha sido el único obstáculo para que el servicio energético esté a la orden de muchos colombianos que, en la actualidad, no lo tienen, la geografía se convierte en otro reto para dar cumplimiento a dicho propósito.

Le sugerimos leer: Más de 2.000 familias gozan de energía renovable

“El acceso a estas veredas es tan difícil que se debieron diseñar postes de metal (los normales son de concreto) para facilitar el traslado por la alta montaña dado su menor peso y lograr acceder a estos poblados alejados de los centros urbanos del sur del país. Esa es, de hecho, una de las razones por las cuales en este siglo aún quedan colombianos alumbrando sus noches con velas”, concluyó el ministro.

Para el Gobierno, dar cumplimiento a esta meta se traduce en desarrollo para el país ya que, por ejemplo, muchas entidades educativas ubicadas en estos municipios podrán inaugurar jornadas nocturnas y tener acceso a internet, entre muchos otros beneficios.