Producción industrial cayó 1,9 % en junio

El informe del DANE da cuenta de caídas como la de 20 % que sufrió el sector textil, justo cuando Fabricato anuncia la suspensión de su ejercicio industrial por 15 días.

Bloomberg News.

En junio de 2017 la producción industrial tuvo un descenso de 1,9 %, mientras que las ventas crecieron 0,4 % y el personal ocupado cayó 1 %. Así lo informó el Departamento Administrativo Nacional de Estadística (DANE). 

Según la entidad, en el sexto mes del año, 19 de las 39 actividades industriales registraron variaciones positivas su producción.

Las industrias que aportaron de forma positiva a la variación del sector fueron coquización, refinación de petróleo, y mezcla de combustibles, con un crecimiento de 2,9 %, así como elaboración de otros productos alimenticios, con 6,6 %, y elaboración de productos de molinería, almidones y sus derivados, con 12,3 %.

Las industrias que aportaron de forma negativa a la variación fueron elaboración de bebidas, que cayó 8,8 %; confección de prendas de vestir, con -13,0%; hilatura, tejeduría y acabado de productos textiles y otros, con -19,9 %, y fabricación de jabones y detergentes, perfumes y preparados de tocador con -8,1 %.

Estos resultados se dan a conocer justo dos días después de que Fabricato, una de las empresas más grandes del sector textil, anunció que suspenderá su producción industrial a partir del 26 de agosto hasta el 10 de septiembre. Las razones están relacionadas con las dificultades que atraviesa el sector, por cuenta de condiciones macroeconómicas desfavorables y de otros fenómenos como la subfacturación y el contrabando. (Lea: Fabricato: El mensaje que envía el freno de su producción). 

“El crecimiento en coquización, refinación de petróleo y mezcla de combustible, se explica según las fuentes, porque el efecto del aumento de la capacidad instalada para refinación se mantiene”, dice el DANE.

Por su parte, el repunte en la elaboración de otros productos alimenticios, se debe a “la disponibilidad de materia prima, el incremento en despachos para el mercado interno y externo y las programaciones para abastecimiento de inventarios”, explicó el Departamento, y agregó que “el crecimiento en elaboración de productos de molinería, de acuerdo con las fuentes, se explica por el aumento en la producción por disponibilidad de materia prima y mayores despachos en el periodo”.

Con respecto a las actividades que cayeron en su producción, el DANE informó que el comportamiento en la elaboración de bebidas, en particular la cerveza y las bebidas no alcohólicas, “se explica por los fenómenos climáticos que en lo corrido de 2017 han afectado el consumo y por tanto, la producción por el menor número de despachos, adicionalmente la actividad de bebidas alcohólicas presenta un alto volumen de inventarios lo que repercute en los niveles de producción”.

De acuerdo con la última encuesta de opinión industrial de la Andi, los inventarios fueron calificados como altos por el 15,5 % de la producción manufacturera, un mejor desempeño que el de mayo de 2016, cuando 20,3 % calificó como alto el nivel de inventarios.

“En el caso de confección de prendas de vestir, las fuentes explican que se debe a la reducción de pedidos tanto del mercado interno como externo, hecho que incide en el alto nivel de inventarios”, dice el Departamento en su comunicado oficial. (Lea: Sector confección denuncia que se han perdido 50.000 empleos en 2017).

El alto nivel de inventarios fue precisamente uno de los factores que Fabricato invocó para detener su producción por 15 días. El informe del DANE agrega dos puntos que empresarios de la cadena del sector han resaltado a raíz del anuncio de la compañía antioqueña: “En relación con el grupo de hilatura, tejeduría y acabado de productos textiles, las fuentes que reportan en esta actividad, explican que se debe a la fuerte competencia con productos asiáticos y a la reducción de la demanda tanto del mercado interno como externo”. (Lea: Industria de la moda aún tiene fe en el 2017).

En junio de 2017, las ventas reales registraron una variación de 0,4 % y el personal ocupado varió -1,0 %, según el DANE. En el mismo mes del año pasado las variaciones de las ventas reales y el personal ocupado habían sido 6,1 % y 0,7 %, respectivamente.

Año corrido

En el primer semestre de 2017 la producción real de la industria manufacturera presentó una variación de -1,5 %. Entre enero y junio de 2016 la variación fue 5,9 %.

En este periodo, las industrias que aportaron de forma positiva a la variación del sector fueron: coquización, refinación de petróleo y mezcla de combustibles, con una variación año corrido de 5,1 %; elaboración de aceites y grasas de origen vegetal y animal, con 13,6 %, y fabricación de papel, cartón y sus productos, con 5,9 %.

En los primeros seis meses de 2017 las principales variaciones negativas se registraron en las industrias de elaboración de bebidas, con una variación año corrido de -7,7 %; confección de prendas de vestir, con -9,7 %, y fabricación de vehículos automotores y sus motores, con -19,0 %.

Entre enero y junio de 2017 las ventas reales presentaron una variación de -1,4 %. Por su parte, el personal ocupado registró una variación de -0,6 %. En el mismo periodo del año pasado, las variaciones fueron 6,5 % y 1,1 % respectivamente.

 

últimas noticias

Rionegro tendrá el primer tren ligero del país

“Big Data” aplicado al campo en Colombia