Subasta de energía pretende cambiar el panorama de las renovables

Este martes se realizará la subasta de los contratos de largo plazo para las generación de energía con fuentes renovables, uno de los pilares de la política energética del país.

Sólo en La Guajira se calcula que hay un potencial de 30.000 megavatios de capacidad instalable.Pixabay

Este martes se realizará la subasta de largo plazo de energía renovable. Esta subasta es uno de los pilares de la transición energética del país hacia fuentes renovables. Mediante el proceso, el Gobierno busca pasar de 50 MW a 1.500 MW de capacidad instalada en fuentes no convencionales y energías renovables para 2022.

Así, se pasaría de menos del 1 % en la matriz energética colombiana a alcanzar el 6 % de fuentes renovables alternativas con energía solar, eólica o biomasa, principalmente.

Lea también: En subasta de energías renovables participarán 53 empresas

Para la subasta de este martes hay 53 empresas interesadas, entre generadoras (27) y comercializadoras (26). Hay que recordar que este proceso ya se adelantó en febrero de este año sin que se lograra llegar a adjudicaciones.

La subasta contempla la posibilidad de que los generadores ofrezcan energía en bloques horarios, una característica que se ciñe más a las realidades de producción de fuentes como la eólica y solar.

Las reglas de juego que ha puesto el Ministerio de Minas y Energía estipulan que el contrato que regirá para entre generadores y comercializadores será el conocido como pague lo contratado. En palabras sencillas, esto obliga a que el comprador de la energía le pague al generador el monto contratado, sin importar si el comercializador la consume o no; también estipula que el generador se compromete a suministrar una cantidad fija de energía durante el bloque horario.

El proceso que se surtirá mañana estipula que los contratos de energía serán a 15 años y el suministro debe comenzar a partir del 1 de enero de 2022.

De acuerdo con documentos del Gobierno, “la cantidad de energía a subastar será definida como demanda objetivo por el Ministerio de Minas y Energía y será revelada por la Unidad de Planeación Minero Energética (UPME) de manera simultánea con el tope máximo después de recibir las ofertas por parte de los compradores y vendedores que participen en el mecanismo”.

La subasta pretende formalizar la entrada en grande de las fuentes renovables no convencionales al sistema energético nacional, un renglón que guarda grandes promesas para la matriz energética, pero que se ha quedado rezagado debido a la ausencia de reglas de juego claras para el mercado.

Lea también: El rezago de Colombia en energías renovables

En un informe de la UPME se lee que “Colombia, por la composición de su industria y su economía, no se caracteriza por ser un desarrollador de tecnologías. Sin embargo, en los últimos 30 años ha logrado acopiar cierta experiencia en lo que a las tecnologías solar fotovoltaica y solar térmica se refiere, al igual que en el aprovechamiento energético de biomasas particulares como el bagazo de caña para efectos de cogeneración, y en el desarrollo de al menos un par de proyectos demostrativos con energía eólica”.

De acuerdo con la empresa XM, el país tiene un potencial de 30.000 MW de capacidad instalable para energía eólica, la vasta mayoría de ésta se ubica en La Guajira.

887120

2019-10-21T16:41:15-05:00

article

2019-10-21T16:43:29-05:00

slarotta16_115

none

Redacción Economía.

Economía

Subasta de energía pretende cambiar el panorama de las renovables

66

3603

3669